El apoyo de BNG y PSOE otorga a Luis Taboada la alcaldía de Cruces

La formación nacionalista evaluará entrar en el gobierno, lo que sí hará la concejala socialista, tras la oferta de Xuntos polo noso Concello de repartirse el mandato


Lalín / la voz

Luis Taboada Sánchez se convirtió hoy en el alcalde de Vila de Cruces tras casi tres décadas en el poder municipal de Jesús Otero con el Partido Popular. El candidato de Xuntos polo noso Concello, segunda fuerza más votado con tres concejales, recibió en el pleno de investidura los apoyos de los tres del BNG y la del PSOE para desbancar al PP, que tiene seis actas. Una sesión con el salón de plenos lleno de público, que también desbordaba el pasillo. En la votación en urna, nacionalistas y socialista decidieron levantarse de sus escaños mostrando el papel con su opción antes de depositar el sobre. Incluso cuando todavía restaban papeletas por leerse hubo salva de aplausos en cuanto Luis Taboada lograba los siete votos necesarios para convertirse en el nuevo regidor cruceño.

La sesión comenzó constituyéndose la mesa de edad con Luis Taboada y Mireya Otero, ambos de Xuntos. Tras prometer el cargo de concejales, excepto el futuro alcalde que optó por jurar, los tres candidatos se postularon. Una vez resulta la votación, juraba Taboada como regidor, ahora en castellano, antes el gallego.

En su escueta intervención tras recibir el bastón de mando de manos de Mireya Otero, Taboada Sánchez resaltó que ahora restar una «unha tarea complicadiña para todos», resaltando el trabajo realizado por la anterior corporación. Insistió en que van a luchar «por facelo o mellor que poidamos dentro dos límites que temos». Abogó por reunirse con empresarios, comercio, vecinos «para sacar todos o Concello para adiante». «Agora é outro turno para seguer loitando por Vila de Cruces, grazas a todos, o domingo toca descansar e o luns a traballar», incidió para afirmar que «o bastón non é meu, é de todos os veciños». A petición de Otero se hacía público la situación de las cuentas del Concello, que tiene en la actualidad 2,24 millones de euros depositados en entidades bancarias.

Ahora se abre un compás de espera ya que a última hora del viernes Xuntos trasladó una propuesta al BNG para entrar el gobierno y compartir alcaldía dos años cada fuerza. La formación nacionalista evaluará esta opción antes de decidir si el pacto de investidura pasa a ser también de gobierno. Quien sí estará en el nuevo gobierno cruceño será el PSOE, tras confirmarlo su concejala, María del Carmen Silva.

Fiuza: «A proposta de gobernar cada un dous anos chegou tarde»

El candidato del BNG, Álex Fiuza, consideraba tras el pleno de investidura y de apoyar el cambio en Vila de Cruces que «a proposta de gobernar cada un dous anos chegou demasiado tarde». Fue realizada por Xuntos en la noche del viernes y «non deu a madurar o tema». La asamblea local decidió no aceptar ese reparto de mandato, aunque se llegó al acuerdo de que si mantienen esa postura «o BNG barallaría a opción durante esta vindeira semana, pero en principio a postura da asemblea é manterse na oposición».

Fiuza incidió en que podría seguirse negociando con el ya grupo de gobierno en estos días, «sempre que estemos convencidos de iso». El portavoz nacionalista también afirmó que esa oferta de Xuntos «iban a manter durante todo o mandato e entón temos marxe, porque ademáis quedan días para celebrar o pleno de organización». Eso sí, avanzó que tomarán pronto la decisión de entrar o no en el gobierno para «non atrancar o Concello». Por ahora serán oposición, «aunque eles teñen interese en que entremos pero temos que ver de que maneira nos podemos posicionar neste cambio».

Otero lamentó «a falta de miras» del Bloque y aludió a una posible moción de censura

El exalcalde y ahora portavoz del principal grupo de la oposición, Jesús Otero, lamentó tras el pleno «a falta de miras e baixeza tan humillantes do BNG, pero a política é así e eles terán que dar conta aos seus militantes». «O Bloque tiña unha oportunidade para poderse consolidar e tempo dirá se os favorece», afirmó, insistiendo en que el PP trabajará desde el otro lado como oposición «con ilusión para seguir traballando, tirando para adiante e sacar as cousas importantes que hai para Vila de Cruces, queda un reto importante»». Otero recordó que durante los últimos años desde el PP se trabajó con fuerza por el municipio y espera que el nuevo gobierno haga lo mismo. En caso contrario, aseveró, «sempre está aberta a porta a unha moción de censura». Un aviso de que vigilarán con lupa la labor en el Concello.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
36 votos
Comentarios

El apoyo de BNG y PSOE otorga a Luis Taboada la alcaldía de Cruces