Cerezo «conspira» contra Tebas

El presidente del Atlético y el hijo de Villar planeaban laminar en la Federación Española a los fieles a la candidatura de Jorge Pérez


«Lo que hay que hacer es que la junta general que hay... que nombrar a los que hay que nombrar, no meter ahí a todo el mundo». Las palabras son del presidente del Atlético de Madrid, Enrique Cerezo, en conversación con Gorka Villar, el hijo del presidente de la Federación Española, Ángel María Villar, y que fue grabada por la Guardia Civil el pasado 28 de abril. Dentro de lo que se conoce como operación Soule, el pinchazo telefónico fue hecho público por el diario El Mundo, y en él se comprueba cómo el máximo responsable del club colchonero manipulaba en la estructura de la Federación Española a través de Gorka Villar, sin cargo alguno en esta institución, de cara a la renovación de la presidencia de Ángel María Villar a finales de mayo. Casi tres meses después de esta conversación se producían las detenciones del presidente y su hijo, además de otros dos directivos de la federación tinerfeña.

Aquel 28 de abril, Enrique Cerezo proponía a Gorka Villar reducir la directiva de la Federación Española de Fútbol después de las elecciones para repartir en ella solo a los fieles a Ángel María Villar y castigar así a los miembros que apoyaban la candidatura de Jorge Pérez. La conversación continuaba así: «¿Sabes lo que te quiero decir? Y entonces en vez de 30 que sea de 12... o de los que han estado a la altura de las circunstancias, y el resto que se vaya a la Liga, ahí a darle por el culo a este (en supuesta alusión a Javier Tebas, presidente de la Liga de Fútbol)». Entonces Gorka Villar se muestra conforme con Cerezo: «Completamente de acuerdo contigo, pero eso tenemos que convencer a mi padre de que lo haga, porque yo creo que ya es hora de que sean así las cosas». Con su detención y la de su padre las «cosas» fueron muy diferentes a lo que pergeñaba con Enrique Cerezo, un nombre que ya ha asomado en varios casos de corrupción como la operación Lezo que llevó a la cárcel al ex presidente de la Comunidad de Madrid, Ignacio González.

Las grabaciones de la Guardia Civil también recogen una bronca telefónica de Gorka Villar a su padre donde, pese a no tener ningún cargo oficial en la Federación Española de Fútbol, le echa en cara la labor «de gabinete» que está desarrollando y le sugiere a Ángel María Villar que una vez que pasasen las elecciones de mayo se monte su propio equipo. Prueba de la intromisión de Gorka Villar en la Federación Española de Fútbol pese a no ostentar ningún cargo es su conversación con la secretaria de su padre, a la que le pide que le lleven comida. Para disimular, la secretaria propone decir que el ágape es para el presidente.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
8 votos
Comentarios

Cerezo «conspira» contra Tebas