Probióticos para prevenir las alergias

Mar Torres

CIENCIA

GETTY

La alimentación de las embarazadas influye de diversos modos en el bebé. Ahora, los científicos han demostrado que tomar suplementos de aceite de pescado y probióticos durante la gestación puede reducir el riesgo de que el niño padezca alergia al huevo y eccema en el futuro.

11 mar 2018 . Actualizado a las 05:00 h.

Para contrastar sus afirmaciones, los científicos del Imperial College London, en Reino Unido, evaluaron más de 400 estudios con 1,5 millones de personas. En ellos se investigaba cómo la dieta de una mujer embarazada afecta al riesgo de alergia y eccema de su bebé. Como parte del estudio, descubrieron que cuando las mujeres embarazadas tomaban una cápsula diaria de aceite de pescado entre las 20 semanas de embarazo y durante los primeros tres a cuatro meses de lactancia, el riesgo de alergia al huevo en el niño se reducía en un 30 por ciento.

El equipo, contratado por la Agencia de Regulación Alimenticia británica, también descubrió que tomar un suplemento probiótico diario durante las 36-38 semanas de embarazo y durante los primeros de tres a seis meses de lactancia reducía el riesgo de que un niño desarrollara eccema en un 22 por ciento. Por otra parte, los investigadores no encontraron evidencia de que evitar alimentos potencialmente alergénicos como nueces, productos lácteos y huevos durante el embarazo marcara una diferencia en el riesgo de alergia o eccema del niño.

El doctor Robert Boyle, autor principal de la investigación del Departamento de Medicina del Imperial College de Londres, explicó que «las alergias a los alimentos y el eccema en los niños son un problema creciente en todo el mundo. Aunque se ha sugerido que lo que una mujer come durante la gestación puede afectan al riesgo de su bebé de desarrollar alergias o eccema, hasta ahora nunca ha habido un análisis tan completo de los datos».