Arrancan los trámites para que el 2020 sea el año de Mourelle en Ponteceso

El pleno de Ponteceso hará una declaración institucional para festejar los 200 años de la muerte del almirante cormelán


carballo / la voz

Al últimas horas de la tarde del jueves arrancaron los trámites para que el 2020 sea declarado de forma oficial el año de Mourelle da Rúa, el almirante nacido en Corme el 17 de julio de 1750 y fallecido en Cádiz a finales de mayo de 1820, por lo que se cumplirán los 200 años de su muerte. Esa es la efeméride que el Concello de Ponteceso y entidades y particulares de Corme quieren celebrar para tratar de forma adecuada la figura de un marino que, según Lois García Carballido, hubiera sido mucho más reconocido de haber nacido en una familia ilustre.

La primera medida será convocar a las entidades de Corme y a las personas interesadas en la figura del almirante para formar una comisión que sea la encargada de organizar todo un rosario de actos, que comenzarán con una declaración oficial por parte del Concello de Ponteceso. Se trata de que la corporación dedique el año a tan ilustre personaje, del que en Corme queda la casa natal, casi en ruinas, y el busto instalado en la plaza de A Ribeira hace 9 años, con motivo de los 260 años de su nacimiento.

Figura

La figura de Francisco Antonio Mourelle da Rúa es todavía una imagen difusa para los vecinos de Corme. Comenzó a hacerse presente en noviembre de 1994 cuando aficionados a la filatelia deA Coruña y Corcubión organizaron una exposición de sellos sobre su figura. Había timbres impresos en España hace más de 70 años y otros de las Islas Salomón y Tonga en 1981, cuando se cumplían dos siglos del viaje por su viaje por el Pacífico.

Mourelle da Rúa no solo es una pieza clave en los descubrimientos españoles allende los mares, sino que bautizó con su apellido o la toponimia de su municipio o de Galicia islas, refugios, bajos, puertos y otros enclaves desde Canadá y Alaska hasta la Polinesia.

Comisión

Poco se sabe hasta el momento de lo que se hará en el 2020 para destacar la figura de este cormelán que desde hace dos siglos está enterrado en el Panteón de los Marinos Ilustres de San Fernando, en Cádiz. Será una comisión a la que se comenzará a dar forma a principios del próximo año la que decidirá de qué modo y con qué actos homenajea al marino, cuya única referencia durante muchos años, hasta la exposición filatélica, fue una calle que llevaba su nombre. En esa rúa está, apuntalada, la casa de la que apenas se conserva el escudo familiar. Ya el año pasado el anterior gobierno local reactivó los trámites para la adquisición de la vivienda. Consiguió una declaración de los numerosos herederos de su intención de ceder el edificio al Concello, pero los trámites no se han iniciado, entre otros motivos, porque no hay fondos para afrontar la recuperación de una construcción que debería convertirse en un local social.

El jueves, tras la charla de Suso Lista sobre naufragios y la inauguración de la exposición de Santi Collazo, hubo la primera toma de contacto de los promotores, entre los que se encuentra el alcalde, Lois García Carballido.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

Arrancan los trámites para que el 2020 sea el año de Mourelle en Ponteceso