Antón Paz se vuelca en botar al futuro Nacra 17 olímpico de Japón

Trabajará este año con Kajimoto Wakako y Kawada Takaaki para ponerlos al frente de la carrera por la plaza nipona en los Juegos de Tokio 2020. Este mes, en Vilagarcía


vilagarcía / la voz

El Centro Galego de Vela tiene desde la tarde del miércoles y hasta el último día de mes a dos inusuales huéspedes. La patrona Kajimoto Wakako y el tripulante Kawada Takaaki. Pareja de Nacra 17 desde el pasado otoño, en noviembre se entregaban durante tres semanas a la dirección técnica del vilagarciano Antón Paz en aguas niponas, para volver a hacerlo ahora en la ría de Arousa. Su meta, convertirse en la pareja que represente al país anfitrión en los Juegos Olímpicos de Tokio 2020 en la única prueba mixta del programa de vela. Un reto para el que han apostado por ponerse en manos del último campeón olímpico de la clase Tornado, con siete años de experiencia en el 49er, y otros cuatro dirigiendo concentraciones de varias parejas de Nacra 17 de primer nivel internacional.

«Coñecínos o ano pasado cando estiven adestrando outro Nacra 17, neozelandés, en Holanda», cuenta Antón. «Eles queren que sexa o seu adestrador todo o ciclo olímpico. Acordamos este ano, pero non sei se no 2019 e no 2020 farei o mesmo. Dependerá da evolución desta parella, e da posibilidade de que aparezan outras opcións», explica el arousano, que habla al mismo tiempo de necesidad y apetencia a la hora de enmarcar su apuesta por dedicarse de lleno durante un año a la faceta de entrenador: «Estiven agardando a ver se lle aparecía algún patrocinador a Iker -Martínez- para volver facer con el unha campaña potente nun barco voador grande, pero non podía seguir agardando. Tiña que pechar algo para este ano, e esta opción me apetecía». Cerrado el acuerdo con los nipones, «este ano só podería facer cousas puntuais, pero non embarcarme xa en equipos como o do ano pasado de Iker», el Movistar GC32 en el que Antón estaba enrolado.

Así, Paz ha cerrado 120 días de trabajo a lo largo del año con Wakako y Takaaki. La primera, campeona olímpica como tripulante en la clase 470 en los Juegos de Londres 2012. Él, con apenas un año de experiencia en el 49er. «Son regatistas serios, e maduros» que, sin embargo, empiezan a gatear con una doble adaptación por delante, apunta Antón. «Son unha tripulación nova que vén de monocascos a un catamarán, e ademais voador» tras la modificación introducida en la clase después de los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro 2016, «o que resulta máis complexo», resalta su entrenador.

Si bien todavía restan algo más de dos años y medio para la gran cita de Tokio, lo cierto es que Paz y sus nuevos pupilos deberán exprimir sus jornadas de trabajo en Vilagarcía. Y es que el objetivo a corto plazo de Wakako y Takaaki es ganar la plaza de Japón en el Mundial de Holanda del próximo mes de agosto. Un campeonato que ha restringido la participación por país. Japón, con plaza segura en sus Juegos del 2020, decidirá a su representante en el Mundial en un selectivo entre el 2 y 5 de marzo en aguas de Tokio.

«A primeira concentración, a de novembro, servíu un pouco para coñecernos, e para que eles empezaran a familiarizarse coa clase. O primeiro foi navegar en liña recta, mantendo o barco con certa estabilidade, e nos últimos días facendo percorridos con boias bastante afastadas», señala el entrenador. En Vilagarcía, añade, «imos traballar técnica de navegación, metendo máis boias». A ello «dedicaremos o 70 % do tempo». El 30 % restante, «á posta a punto do material», totalmente nuevo, con Paz trabajando en el montaje del barco de los nipones desde el pasado sábado.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Antón Paz se vuelca en botar al futuro Nacra 17 olímpico de Japón