Tradición y vanguardia para estrenar el verano

Chiquillo y el Abuelo ponen esta noche banda sonora a la playa de A Concha

B. c.
vilagarcía/ la voz

«Que é a música de vangarda?». Fue la pregunta que Cristian Silva lanzó al comienzo de la primera de las sesiones que ocuparon la playa de A Concha el jueves al atardecer. Ás 9 na praia dejó de ser solamente un espectáculo musical para convertirse en un espacio lúdico en el que tanto Cristián como Xosé Piñeiro, su compañero de escenario, dieron una magistral clase de música que mezcló lo tradicional y lo contemporáneo.

 Folk, música clásica y un toque vanguardista, incluso algún punto de electrónica caracterizó el repertorio, que también contó con temas compuestos por el propio Cristian: «Buscamos ser didácticos, queremos quitar los mitos sobre la gaita, que a veces cuesta introducir en el ámbito clásico».

«Contamos con más gente que en años anteriores, sobretodo para ser el primer día», comentaba Carlos Crespo, de la organización. El recinto contaba con un aforo de cien personas que se completó rápidamente, por lo que el Concello habilitó otros cuarenta sitios, asegurándose que estos guardaban la distancia de seguridad.

Crespo aplaudió especialmente la iniciativa de varios grupos que se colocaron fuera del espacio habilitado, de manera espontánea, para escuchar a los artistas e invitó a que todo el mundo se anime a hacerlo, ya que «la playa es de todos», dice. Carlos también fue el encargado de pinchar música de ambiente entre las nueve y las diez, mientras cada grupo era conducido a su mesa por los acomodadores, armados siempre con mascarillas.

Finalmente, cuando el sol comenzaba a caer en el horizonte, la gaita de Cristian Silva y la guitarra de Xosé Piñeiro hicieron enmudecer al público con una banda sonora lenta.

Cristina y Lourdes, dos amigas y vecinas de Vilagarcía que tuvieron la suerte de encontrar una mesa libre, tildaron el espectáculo de «alternativo y diferente, perfecto para ver la puesta de sol». Otro vilagarciano, Hermes, que asegura no perderse ninguna edición, se fascinó con la combinación musical: «Pero a los que estoy deseando ver son al Abuelo y a Chiquillo». No tendrá que esperar mucho porque hoy protagonizan el cartel de Ás 9 na praia. Su compañera de toalla Blanca prefiere a la Señora DJ, que será el martes 14.

 La amplitud del recinto y la separación de las mesas fueron medidas eficaces para garantizar la seguridad de los asistentes, que dijeron sentirse a gusto y con garantías sanitarias suficientes. No faltó alguna reivindicación: «Deberían hacer alguna oferta, quiero un dos por uno en cerveza». En cuanto a los baños, los aseos públicos de la playa de A Concha están a un paso y, para adaptarse al público de las sesiones chill out, han ampliado su horario y están en funcionamiento cada noche hasta las doce y media. Además, se limpian y desinfectan puntualmente para que no exista ningún problema.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Tradición y vanguardia para estrenar el verano