«Desde niño su pasión es el fútbol»

La humildad, la personalidad y la madurez, además de sus condiciones, marcan la carrera de Brais Méndez, que pese a debutar con la selección absoluta y marcar a los 21 años, no lo tuvo nada fácil