Estas terrazas tienen el listón muy alto

HOY TOCA SUBIR ESCALERAS para disfrutar de una copa con vistas. A nuestros pies Laxe, A Coruña o Vigo. En la mano un buen cóctel mientras se esconde el sol. Nos vamos a lo más alto de Galicia, pero tranquilos que con YES subís en ascensor. Sin duda, una experiencia muy top.

.
M.V.

Ir de cañas y tapear es casi una obligación cuando llega el verano. Y como en YES nos gustan los retos, vamos a intentar tocar el cielo al mismo tiempo. Por qué conformarse con tomar algo a ras de suelo si uno puede tener a sus pies las mejores vistas de la ciudad, ver cómo se pone el sol desde una ubicación privilegiada o disfrutar de un cóctel mientras charlas cómodamente en un sofá con los tejados de fondo. Anímate a subir, porque te aseguramos que será una experiencia de altura.

VISTAS DE ENSUEÑO

.

Una que puede presumir de vistas está en la Costa da Morte. Hace unas semanas que se inauguró la azotea del Hotel Mar de Laxe, que abrió sus puertas el pasado mes de marzo. Un espacio amplio desde el que puedes obtener la mejor panorámica de la playa de Laxe y, si el tiempo acompaña y andas bien de la vista, incluso de Corme. Elena, Manuel, Alba, Elvira y María son un grupo de amigos que veranean en este pueblo pesquero desde que eran niños y, ahora, tienen la oportunidad de divertirse en esta nueva terraza todo el verano, un lujo que pocos tienen y que ellos van a aprovechar todo lo posible. «Como abrió hace unas pocas semanas esto es una gran novedad para nosotros. Solo hemos venido un par de veces, porque acaban de empezar nuestras vacaciones, pero el ambiente cuando te sientas en una de sus mesas es inmejorable», cuenta Elena.

Esta azotea se encuentra en la quinta planta de uno de los edificios más altos de Laxe, por lo que la luz del sol está garantizada durante todo el día. «Una de las mejores cosas de este lugar son las vistas tan increíbles que hay de la playa. Lo más especial que ofrece con diferencia es la panorámica que tienes desde aquí, es inmejorable», explica María mirando al horizonte.

Desde que ha abierto sus puertas se ha convertido en un sitio ideal para relajarse, charlar con los amigos, pasar un rato entretenido con la familia o simplemente para ir solo y disfrutar de la calma y tranquilidad que te ofrece acompañado de un café y un libro. Cristina Sieira, la responsable de comunicación del Hotel Mar de Laxe está muy contenta con la gran acogida que está teniendo el local. «Las horas de mayor afluencia son las de la tarde -de lunes a viernes abren en horario de 18 a 00.00 horas y los sábados y domingos de 12 a 14 y de 16 a 00.00 horas-. La gente viene y disfruta de un buen rato al sol, y nosotros intentamos hacer que se encuentren lo mejor posible», explica. ¿Porque a quién no le apetece un momento de relax y diversión después de una buena cena? Disfrutar de un gin tonic en copa de balón con este pueblo costero iluminado a tus pies es otro de los momentos que te puede dar esta terraza de la Costa da Morte. Abren hasta medianoche, así que si te das prisa con la cena la primera copa será por todo lo alto. «Nosotros hace unos días vinimos a última hora a tomar unas copas y las vistas de noche cambian completamente. Ver todo el lugar iluminado y cómo las luces se reflejan en el mar es una pasada», describe Manuel.

Ellos no tardaron en probar. Elvira explica que en cuanto se enteraron de que «contábamos con algo así aquí en Laxe, no dudamos ni un momento en ir para probarla». Pueden ir subiendo, queda oficialmente inaugurada para YES.

.

De una recién inaugurada nos vamos a otra secreta. Nos colamos en el NH A Coruña Centro (antiguo Hesperia) y llamamos a la puerta de la 802 (The Secret Room). En esta habitación reconvertida se celebran desde cumpleaños hasta ruedas de prensa. Cuenta con dos ambientes, que hacen que la terraza se pueda utilizar tanto en invierno como en verano. Rafael Benito, director del hotel, explica que la principal demanda son cumpleaños sorpresa, comuniones e incluso bodas o prebodas. «Es un espacio muy cómodo. Lo ideal es un evento para 40 o 60 personas».

Eva tuvo la oportunidad de disfrutar de una velada allí hace poco, y afirma que no pudo quedar más encantada con el lugar. «Acudí a una despedida de una amiga que se mudaba de ciudad y la experiencia fue muy buena. Había cócteles, jarras de mojito... Y en un lugar increíble, porque es una terraza muy acogedora. Para repetir sin duda». Desde la terraza de la Secret Room se distinguen los tejados de Juan Flórez, pero también las olas del Orzán. Seguimos en el aire.

.

El Gran Hotel Nagari en Vigo es lo más cerca que estarás de rozar el cielo. Apreciar el atardecer desde una piscina infinity con vistas a la ría mientras te tomas una copa es difícil de superar. Su apertura fue algo muy novedoso, ya que en el 2010, cuando se inauguró, no había nada parecido. «La gente no está acostumbrada a tomarse algo en la terraza de un hotel sin ser huésped, y estamos creando ese hábito», cuenta Rocío Porto, una de las responsables del hotel. Esta azotea es el lugar perfecto para hacer una parada después de cenar. Los vigueses lo saben y lo aprovechan al máximo. «Viene mucha más gente de la ciudad que huéspedes del hotel», apunta Rocío. No hay límite de edad, jóvenes de 18 y hasta jubilados visitan esta terraza. «Suele haber mucho ambiente, está guay para ir con tu pareja, pero también con tus amigos», afirma Marta, una clienta habitual. Y la música acompaña al momento, indie por la tarde y comercial (para bailar) cuando cae la noche. «A partir de las doce y media es cuando mejor se está, la gente se anima mucho y baila», confirma Marta. Daiquiris, mojitos, combinados... no falta nada. Si quieres petarlo en Instagram tienes que subir tu foto en la terraza del Nagari.

RUMBO AL NORTE

.

Y de Vigo aterrizamos en A Coruña. Comodidad en los sofás, una copa fresquita, música ambiente y por supuesto buenas vistas. ¿Qué más se puede pedir? La tranquilidad lleva el nombre de este espacio de altura. La terraza del Hotel Plaza lleva tres años dándole al edificio el toque más chic. «Era algo que no era muy habitual en A Coruña, nos venía muy bien para completar la oferta del hotel y para ofrecer algo exclusivo», explica Daniel Val, uno de los responsables.

Pero... ¿Por qué en Madrid o Barcelona hay tantos skybar y aquí escasean? Daniel cree tener la respuesta: «Por el clima. Hasta que no decidimos cubrir la terraza tuvimos muchos problemas, porque la mitad de las veces está lloviendo», afirma. Ofrecen snacks, comida de la mano de Luis Veira y unos cócteles para morirse. «El mojito es un éxito asegurado, es lo que más se vende, y de las copas, los gin tonics -indica Daniel- aunque siempre estamos innovando y creando cosas nuevas. Quique, el barman del skybar coruñés, lo hace en vivo y en directo para los asistentes».

La terraza está abierta a todo el público, solo tienes que subir a la novena planta de siete a doce y empezar a disfrutar. Si le quieres poner el punto literario a la experiencia, entonces no te pierdas el cóctel de letras el último jueves de cada mes, un evento en el que invitan a un escritor para conversar con él sobre su libro. «El mejor ambiente es el de las 9 de la noche», confiesa Daniel. La atmósfera que se crea a esa hora es muy relajada, te invita a tomar una copa y olvidarte de todo. Y la luz también acompaña, mientras va bajando tu vaso, el sol deja paso a la luna para terminar el día de la mejor manera. Pero recuerda, hasta que no cojas el ascensor, tú seguirás en las nubes.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
11 votos
Comentarios

Estas terrazas tienen el listón muy alto