¿Se ha adelantado la primera vez?

Entre los 13 y los 15 está el juego. El sexo se ha adelantado, tanto que a veces los chicos no están preparados. El querer ser aceptados les lleva a hacer cosas con implicaciones que desconocen. ¿Cómo y cuándo se inician? Los expertos hablan. Y quizás no te guste del todo lo que tienen que decir.

.

No es ningún secreto que todo se está adelantando. Que los niños tienen el móvil antes, salen antes y se preocupan antes por el mundo adulto. Eso es un hecho. Como también lo es que en ese mundo adulto, el sexo juega un papel poderoso del que derivan unas implicaciones para las que uno tiene que estar preparado. Ahora bien, ¿cómo va a estarlo un preadolescente? ¿Cómo es posible que sus primeras experiencias íntimas sean la moneda de cambio para ser aceptado en el núcleo duro de los populares de la clase? Sí, igual que el sexo, los populares han existido siempre. Lo que ocurre es que los requisitos para formar parte de su clan son cada vez más arriesgados. Y los chicos, más inconscientes.

«Lo que más me preocupa no es la edad, hace tiempo era más tarde y no tan natural como ahora. Sí que está bajando porque hay menos riesgos y más libertad, pero también es verdad que se está creando una cultura y una frivolidad que utiliza al sexo como medida de popularidad. El sexo está bien cuando uno lo hace respondiendo a un deseo, pero está mal si no lo tengo claro». La que habla es Aránzazu García, psicóloga y sexóloga. Aprovechando su experiencia en este terreno, le preguntamos cuándo empieza el deseo.

Y el deseo ¿cuándo?

«Puede aparecer perfectamente antes de los 12, porque empieza con la masturbación. Pero dar el salto de hacerlo con otra persona tiene un montón de connotaciones físicas y psicológicas. Para que haya una relación tiene que haber una afinidad, una atracción, un vínculo que provoca que aparezca después la excitación genital. Puede pasar a los 13, pero puede que no», explica la experta, que tiene muy claro que uno de los mayores riesgos a edades tempranas es el de no saber decir que no: «Se ve mucho eso de ‘No sabía decirle que no, si le decía que no igual me dejaba’. Y a los 13 es muy común esta situación de ‘No sé lo que quiero, no lo tengo claro’».

¿Cuál es el problema aquí? ¿Por qué se ven tan pronto en estas situaciones? «El problema es que lo hago porque mola mucho cuando lo cuento. Hay una gran falta de madurez», sentencia García, que critica duramente la incentivación artificial a la que se están viendo sometidos los preadolescentes: «Antes teníamos un problema de represión con respecto al sexo, pero ahora tenemos otro de sobrepresión que está haciendo mucho daño. Oímos cosas como: ‘Él se acostó con cinco y yo con ninguna, soy el más parvo del cole’».

Esta forma tan animal de pertenencia al grupo lleva a juegos todavía más animales. «Es fácil acercarse a ciertas horas al botellón y encontrarte a grupos jugando al muelle», dice Ruth Aguiar, ginecóloga del Equipo Ron del Hospital Quirón de A Coruña. Antes de que sigas leyendo, lo del muelle puede herir tu sensibilidad. Se trata de una especie de ritual sexual en el que varios chicos se sientan en el suelo mientras ellas van pasando para mantener relaciones con cada uno de ellos. El primero en eyacular, pierde. Sexo por sexo, nada más. Mejor no imagines lo que puede suceder si no usan preservativo, porque Aguiar insiste en que el embarazo es lo de menos. «Están aumentando en los últimos años enfermedades de transmisión sexual que no son el sida, pero hay un repunte de otras como la sífilis, la condilomatosis, la hepatitis o el virus del papiloma humano, por ejemplo», advierte. Precisamente del virus del papiloma humano y, más concretamente, de su vacuna, hablamos con Sanidade. Si bien había trascendido que su decisión a la hora de bajar la edad de administración de la vacuna de los 14 a los 12 años se debía a la detección de cada vez más menores de 14 que mantenían relaciones, la consellería lo niega: «Esa decisión se tomó respondiendo únicamente a fines terapéuticos», esgrime. Muchos ginecólogos no están de acuerdo con esta afirmación.

Sí, la edad desciende

Pero este reportaje arranca con la pretensión de conocer cuál es la edad media de iniciación sexual en los adolescentes. Ya vamos a adelantar que no es nada fácil obtenerla. El último estudio al respecto lo publicó la Liga Española de la Educación en el 2013, fijándola en los 15 años. Desde allí nos dicen que no han vuelto a elaborar ningún otro informe desde entonces por falta de financiación. Aún así, hablamos con María Miranda, coordinadora del proyecto impulsado por el Centro Juvenil de Orientación para la Salud de Fuenlabrada, en colaboración con el Ayuntamiento, que le lleva a impartir charlas en colegios. Se trata de un programa preventivo de salud que incluye, como no podría ser de otra forma, la sexualidad. «La mayoría de sus dudas son sobre sexualidad», asegura. Seguimos en busca de la edad, y Miranda nos dice que está muy sesgada: «En estos momentos no hay una muestra representativa».

A nivel autonómico, los centros Quérote se encargan específicamente de esta materia, pero desde allí nos adelantan que tampoco tienen acceso al dato. Seguimos buscando. Hablamos con Xosé Anxo Vidal, director del Centro de Orientación y Planificación Familiar (COF) de A Coruña. «Antes tiñamos o programa Tarde Xove para menores de 20 anos e si que facíamos unha mostra, pero lamentablemente o Sergas eliminouno. Iso pegou unha baixada no número de atención a adolescentes», indica. Desde la Consellería de Benestar apuntan, tras consultárselo al departamento de Xuventude, que tan solo existe un informe del 2010 en el que realizaron unas preguntas relacionadas con el sexo a los jóvenes, que decían haber mantenido su primera relación a los 17 años. «No hay estadísticas actualizadas, pero la percepción de los profesionales es que hay una clara disminución de la edad de iniciación», insiste Ruth Aguiar.

Ella, como ginecóloga, sí tiene acceso a algunos de esos datos que parecen no figurar en ningún registro. Y en base a ellos, tiene su propia percepción: «Hay estudios que dicen que el 90 % de los adolescentes entre los 13 y los 15 años ya han mantenido sus primeras relaciones, ya sea tocamientos o penetración. Hace unos años estábamos entre los 16 y los 17 años», afirma. La doctora tiene claro que el punto crítico está en los 14: «Es ahí cuando las inician muchos, no sé si porque ahora forma parte como de un ritual de aceptación de grupo, igual que pasa en las redes con la búsqueda del like». La doctora sabe de lo que habla, porque además de lo que recibe en su consulta, acude a dar charlas de orientación anticonceptiva a un centro escolar.

«Estas charlas las damos a los 15, que es cuando establece el colegio, pero entre un 30 y un 40 % responden que ya han mantenido relaciones. Lo ideal sería impartirlas a los 13 años», mantiene. Las estadísticas del Ministerio de Sanidad desvelan que, por cada mil mujeres de 19 o menos años, una tasa de 9,38 han tenido una interrupción voluntaria del embarazo. «Un grupo que no debería tener interrupciones voluntarias tiene demasiadas, en parte, porque los métodos anticonceptivos muchas veces no se utilizan», advierte Aguiar, que destaca la importancia de los estudios de la Sociedad Española de Contracepción. Estos concluyen que, si bien la píldora y el preservativo son los más utilizados, «se mantiene una alta exposición al riesgo principalmente por el uso inconsistente del preservativo» y señalan que «siguen siendo necesarias las campañas de formación e información, así como una mayor implicación de los estamentos institucionales». Desde luego que sí.

Votación
25 votos
Comentarios

¿Se ha adelantado la primera vez?