Una residencia de Crecente sufre un brote con 30 contagiados después de haber recibido la primera dosis de la vacuna

La dirección del centro de discapacitados de las esclavas atribuye la llegada del coronavirus a la alta incidencia que vive la comarca


Vigo

Otra residencia del área de Vigo donde ya se había puesto la primera dosis de la vacuna anticovid ha sufrido un brote de esta enfermedad. Se trata del centro de discapacitados de la esclavas de la Virgen Dolorosa, en Crecente, conocido como Casa Nuestra Señora de Fátima y Cristo Rey. La Consellería de Política Social ha informado en su parte de hoy de que hay siete usuarios contagiados con el coronavirus. Sin embargo, el director de la residencia, Leví Olivares, explica que la infección ya se ha confirmado en 29 de los 68 usuarios que viven allí, y también en dos de los 69 trabajadores. Se están esperando resultados para los demás. El desfase en las cifras puede tener que ver con que son las propias residencias las que comunican sus datos a Política Social y la consellería elabora un parte con las cifras del día anterior.

Olivares reconoce que un brote es difícil de gestionar en personas con grandes dependencias y, en algunos casos, con discapacidades mentales. El centro lleva desde marzo organizado en burbujas de entre diez y trece personas. Estas burbujas permanecen aisladas unas de otras, ni comparten personal ni sus componentes interactúan con otros. Al menos en teoría. Porque estos pacientes a veces no son fáciles de contener ni el cumplimiento de las medidas restrictivas puede ser estricto, por su propia naturaleza. «Tenemos un edificio nuevo, del 2014, y nos ha resultado relativamente fácil adaptarlo y sectorizarlo», dice. «Ahora estamos reorganizándonos».

«En esta comarca está habiendo muchos contagios», dice en referencia al exponencial crecimiento en A Cañiza, Arbo, Covelo o Crecente. «Muchos trabajadores son familia». El primer positivo se encontró el martes de la semana pasada en una trabajadora. Algunos residentes empezaron con síntomas días después y el sábado se confirmaron ocho casos. Ya son 29.

El día 5, la población de esta residencia se puso la primera dosis de la vacuna de Pfizer. Aun así, saltó el brote. Ya pasó con la residencia Las Angélicas, de Vigo, y con Mi Casa, en Pazos de Borbén. En Las Angélicas hay cuatro casos activos. En la de Pazos son quince, después de que las últimas pruebas dejasen ocho positivos nuevos.

Esto no cuestiona la eficacia de la vacuna. Pfizer ha probado que el suero es eficaz si se ponen las dos dosis con una separación de 21 días, y que la inmunidad se adquiere a partir del séptimo día desde la segunda dosis. Este es el plan que han aprobado las agencias del medicamento de todo el mundo. Por lo tanto, quienes han recibido solo la primera dosis, no están inmunizados. Precisamente esta mañana, en la residencia Santa Ana de Ponteareas se puso la segunda. Es la primera residencia del área de Vigo que lo hace.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Vigo

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

Una residencia de Crecente sufre un brote con 30 contagiados después de haber recibido la primera dosis de la vacuna