El gurú, Paquirrín y Maribel


Las dos cadenas de Mediaset amañaron en Nochevieja un obvio pacto de no agresión para dejar que el canal predilecto de Vasile, Telecinco, se llevase de calle la audiencia. Mientras en Cuatro se pasaba un especial enlatado del concurso de acrobacias y manualidades Uno para ganar, presentado por un voluntarioso Jesús Vázquez, la artillería pesada del grupo berlusconiano se atrincheró en la Puerta del Sol para digerir las uvas con el gurú de la cadena, Jorge Javier Vázquez, oficiando de campanero mayor y escoltado por un dúo imbatible en cuestión de share: la tonadillera Isabel Pantoja y su retoño, Kiko Rivera/Paquirrín. Para limar antiguas asperezas, la artista antes conocida como Pantoja fue rebautizada con empeño por Jorge Javier como Maribel, así que Maribel, apaciguada por el cheque y los mimos, se dejó querer e interrogar por el gurú y hasta accedió a posar para la cámara entregando a su chaval una joya de su padre que había guardado para Kiko durante 28 años. Paquirrín, de oficio actual peliculero (aunque por ahora su filmografía es más escueta y menos gloriosa que la de la difunta Chita), ejerció de reportero a pie de plaza y vio impasible cómo su señora madre y Jorge Javier destrozaban sin piedad la legendaria My Way de Sinatra.

Pero seamos optimistas: después de este arranque televisivo, el 2012 ya solo puede ir a mejor.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos

El gurú, Paquirrín y Maribel