A Rogelia oficialmente la enterraron hace 10 días y ayer apareció viva en Xove

Un error en la identificación hizo que notificaran por error la muerte por covid de una usuaria de la residencia a la familia de su compañera de habitación


viveiro / la voz

Sucedió, aunque cueste creerlo. Tan sorprendente es la historia que al narrarla resulta difícil poner los tiempos verbales. Rogelia Blanco es una mujer de 85 años, usuaria de la residencia de mayores San Bartolomeu de Xove, en A Mariña; allí vivía —y vive de nuevo desde ayer— junto a su esposo Ramón, de 79 años. No tienen hijos. Semanas atrás Rogelia se vio afectada por el covid, su estado empeoró y fue trasladada a otra residencia a Ourense. Es el sistema habitual que están utilizando con los afectados por el brote en esta residencia mariñana, donde el virus se cobró al menos cinco víctimas.

Gracias por leer La Voz

Suscríbete al periodismo sin límites hecho en Galicia

WEB+APP
Lee todas las noticias en la edición digital y la aplicación, accede a contenidos exclusivos y disfruta de una lectura sin publicidad intrusiva
VERSIÓN PDF
Accede a la réplica del periódico en PDF, a todas las ventajas de la suscripción WEB+APP y a la hemeroteca de La Voz desde 1882

A Rogelia oficialmente la enterraron hace 10 días y ayer apareció viva en Xove