Todo lo que necesitas saber sobre el gran eclipse del 21 de agosto

Si tienes la oportunidad de acercarte al «Camino de la totalidad», ármate con unas gafas especiales para disfrutar de esta experiencia inolvidable


Redacción

Los aficionados a la astronomía que dentro de un mes se encuentren en territorio estadounidense ya se frotan las manos. El próximo lunes 21 de agosto podrá disfrutarse de costa a costa, desde el Pacífico hasta el Atlántico, un eclipse total de sol, algo que no sucedía desde casi un siglo; exactamente, 99 años. Así, una sombra de algo más de 100 km de ancho comenzará a desplazarse a media mañana desde el estado de Oregón, en el extremo noroeste del país, hasta Carolina del Sur, en la otra punta, un recorrido a través de 14 estados que tardará en completar alrededor de dos horas. 

Cerca de doce millones de estadounidenses se quedarán sin luz durante un espacio ligeramente superior a los dos minutos, tiempo durante el que podrán contemplar las estrellas y la atmósfera del astro rey, popularmente conocida como la corona, y normalmente imperceptible desde la Tierra. 

¿El motivo de este eclipse solar? Pues muy sencillo, que la luna se alineará entre el Sol y la Tierra. Además del apagón, los que se encuentren bajo la zona de influencia del eclipse también notarán un considerable descenso de la temperatura durante esos algo más de dos minutos.

A ese pasillo oscuro que se formará durante el eclipse solar se le conoce como The path of totality, algo así como El camino a la totalidad, nombre que coincide con un álbum de la popular banda de música Korn, y que como se mencionó previamente, transcurrirá de punta a punta del país a través de 14 estados. 

Los que no se encuentren dentro de este pasillo de 100 kilómetros de ancho podrán apreciar un eclipse solar parcial, tal y como explica Rick Fienberg, portavoz de la American Astronomical Society; sin embargo, este reputado astrónomo invita a que todos aquellos que tengan la oportunidad de acercarse a ese Camino a la totalidad, no lo duden ni un instante: «No ver nunca un eclipse total de sol es como vivir toda una vida sin enamorarse», asegura. 

A los que le resulte imposible, tendrán que conformarse con las imágenes a través de su ordenador. Su cobertura está totalmente garantizada: once aviones, entre los que se incluyen al menos tres de la NASA, más de 50 globos estratosféricos (nombre que reciben los globos que se mueven por la estratosfera, capa situada entre los 11 y los 50 km de altura), satélites y hasta los astronautas que se encuentran de misión en la Estación Espacial Internacional (ISS) tomarán fotos y grabarán vídeos del eclipse. 

¿Y si hay nubes?

Si las nubes deciden presentarse en la fiesta podrían convertirse en un engorro. Con el cielo está cubierto, el apagón de luz y el descenso de la temperatura sí que se apreciarán, pero es posible que no se puede disfrutar de la corona del Sol. 

¿Se necesita algún tipo de equipamiento? 

Es más que conveniente que todo aquel que tenga pensado disfrutar de este fenómeno se haga cuanto antes con unas gafas especiales de eclipse, imprescindibles para fijar la vista en el sol. Solo se podrá prescindir de ella durante los dos minutos que dure el eclipse total. Todos aquellos que se encuentren fuera del pasillo, necesitarán las gafas durante todo el tiempo.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
5 votos
Comentarios

Todo lo que necesitas saber sobre el gran eclipse del 21 de agosto