La nutria se expande en Galicia y ocupa ya más del 70% de la costa

Los últimos sondeos indican un avance de la especie, favorecida por el abandono del medio rural


El mito se cae. La teoría aún vigente que apunta a que las nutrias son animales que viven preferentemente en los cursos altos de los ríos, en zonas de aguas limpias y cristalinas, empieza a derrumbarse. Al menos en Galicia, donde la especie no solo goza de muy buena salud, sino que ha experimentado un proceso de expansión que la ha llevado a bajar de los ríos para ocupar también un alto porcentaje del territorio costero. En concreto, los últimos sondeos indican que el mamífero está presente en, por lo menos, el 70% de la costa de la comunidad y que su irrupción incluso comienza a ser habitual en áreas de Pontevedra, como cabo Udra, Portonovo o Costa da Vela, en las que con anterioridad apenas había dejado huella.

«Parece que estamos en un momento de expansión de la nutria a nivel territorial, y que aún puede durar unos años, aunque tampoco se descarta que en el futuro pueda volver a sufrir un retroceso», explica el doctor en Biología de la Universidad de Santiago Rafael Romero, que ha realizado el estudio más detallado sobre la presencia del animal en la comunidad.

En distintos sondeos efectuados en los años 1981, 1991 y 2004 se ha detectado un «incremento progresivo del área de distribución de la nutria en Galicia», de tal modo que la presencia del animal ha aumentado en algo más de un 20% en función de los puntos de muestreo analizados. Ourense y Pontevedra son las provincias en las que esta especie es menos frecuente, en especial la zona meridional de las Rías Baixas, «la única que ha permanecido con resultados negativos en los tres sondeos».

Las nutrias siguen en los ríos, pero lo más llamativo, sin embargo, es su cada vez mayor presencia en la zona costera. De hecho, Galicia es «probablemente», según resalta Rafael Romero, el área de la Península con mayor densidad de poblaciones de este tipo de mamíferos en su litoral, tanto en rías como en estuarios o zonas rocosas en general. En la costa de Asturias, Cádiz y Portugal también se ha observado su presencia, aunque en menor medida que en Galicia que, en general, puede considerarse como una de las reservas de la nutria en Europa occidental.

Caza prohibida

¿Qué es lo que ha motivado esta expansión? Fundamentalmente se debe al abandono del medio rural, lo que conlleva la recuperación del hábitat ribereño, y, en especial, la disminución de la presión directa sobre la especie. La caza de la nutria, el factor principal que contribuyó a la decadencia del mamífero en la historia reciente, está prohibida desde el año 1975.

En la actualidad, la contaminación de las rías y la urbanización excesiva de la costa constituyen las principales amenazas para un animal que posee un mayor grado de adaptación al entorno de lo que suponía.

Pese a la proliferación actual de la especie, Rafael Romero no cree necesario que haya que tomar ningún tipo de medida para controlarla, sino que es necesario mantener su actual grado de protección. «Que la nutria come peces es algo que se sabe, pero lo que no se ha demostrado es que haya menos truchas en los ríos por su culpa».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
13 votos

La nutria se expande en Galicia y ocupa ya más del 70% de la costa