El regreso de «Historias para no dormir»

RTVE y Amazon Prime rescatan cuatro cuentos de terror clásico de la mítica serie de Chicho Ibáñez Serrador

Eduard Fernández y Nathalie Poza ruedan «La broma», de Rodrigo Cortés.
Eduard Fernández y Nathalie Poza ruedan «La broma», de Rodrigo Cortés.

MADRID / COLPISA

Medio siglo después de su estreno, los cuentos de terror y misterio vuelven a la pequeña pantalla para atormentar los sueños de los espectadores. Hace casi cuatro décadas, Televisión Española apagó los focos de Historias para no dormir, de Chicho Ibáñez Serrador. El 4 de febrero de 1966, RTVE estrenó El cumpleaños y fue rodado con cámaras de cine en 16 milímetros, y no con cámaras de televisión. Ahora, ViacomCBS International Studios (VIS) resucita esta mítica saga en colaboración con RTVE y con Amazon Prime Video.

La serie que aterrorizó en blanco y negro a toda una generación ahora amenaza con hacerlo en color y, lo que puede ser peor, en alta definición.

La nueva entrega llega en cuatro capítulos de los 27 que tenía la ficción original. Al nombre de Ibáñez Serrador ahora se le sumarán los de Rodrigo Cortés, Rodrigo Sorogoyen, Paco Plaza y Paula Ortiz. Ellos serán los encargados de aterrorizar a los espectadores con cuatro nuevos capítulos de Historias para no dormir, que verán la luz a lo largo de este año. Sus títulos: La broma, El doble, Freddy y El asfalto. Cuatro relatos, de unos 50 minutos de duración, para dar una visión renovada, con el talento y los medios del cine actual.

En febrero, arrancó el rodaje de La broma bajo la batuta y el guion de Rodrigo Cortés. Eduard Fernández, Nathalie Poza y Raúl Arévalo interpretan a un trío de personajes poco edificantes dispuestos a traicionarse entre sí por su interés personal.

La broma es una mezcla de divertimento cinematográfico con una historia de diálogos, personajes y atmósfera que provocará en el espectador más de una risa culpable.

Historias para no dormir vivió dos épocas. En la primera etapa, en los sesenta, se emitieron 23 episodios, con adaptaciones de relatos de Ray Bradbury o Edgar Allan Poe. Pese a contar con el respaldo y la aceptación del público, el programa fue cancelado por razones presupuestarias. Para la segunda etapa (1982), ya en color y en formato vídeo, solo se rodaron cuatro capítulos, de los trece estipulados. En 2005, Ibáñez Serrador estrenó una serie de cortometrajes bajo el título general de Películas para no dormir, una producción llevada a cabo por Mediaset y dirigidas por Alex de la Iglesia, Jaume Balagueró (estos dos fueron los únicos que vieron sus trabajos estrenados en Telecinco), Mateo Gil, Paco Plaza (que repite ahora en el nuevo formato) y Enrique Urbizu.

Este fue uno de los últimos trabajos del creador del Un, dos tres y películas como La residencia o ¿Quién puede matar a un niño? antes de su fallecimiento en el verano del 2019 a los 83 años.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Tags
Comentarios

El regreso de «Historias para no dormir»