Nankivil: «Frustra no poder aportar todo lo que desearía»

El pívot del Obradoiro arrastra molestias en el tobillo que le impiden alcanzar su mejor nivel


santiago / la voz

El baloncesto de Keaton Nankivil tiene parte de castrense y parte de ingeniería. Es un pívot espartano, un especialista en técnicas de mantenimiento, siempre atento al rescate. Pero necesita estar en plenitud física y lleva más de dos meses con el freno de mano a medio echar por culpa de las lesiones. En las dos primeras jornadas promedió 16 minutos. En las nueve siguientes, en torno a 25. Y desde que empezaron los percances, primero en un talón y después un esguince de tobillo, está por debajo de quince minutos e incluso se perdió dos partidos. De las últimas doce contiendas, solo en una se vio cerca de la plenitud, en el tránsito de uno a otro dolencia: la de la victoria ante el Gran Canaria.

El pívot americano confiesa que no es una situación fácil de sobrellevar: «Está siendo muy frustrante porque aunque todos están poniendo de su parte para mi recuperación, en muchas ocasiones veo que mi físico no aguanta y no puedo aportar todo lo que desearía. Aunque cada día me voy sintiendo mejor, no veo el momento de que llegue mi recuperación al cien por cien, pero es parte del proceso».

La competición no da tregua y de ahí la decisión adoptada por todas las partes: «No te puedes permitir el lujo de parar un mes para estar al cien por ciento. No tienes el tiempo. Lo único que esperas es mejorar, recuperarte sin tener que parar, poder estar al 75-80 % y ver qué pasa. Es difícil saber si así estás tomando la decisión adecuada. Hemos optado por tirar para delante y hemos encontrado una muy pequeña mejoría».

El escenario no es el ideal. Y entiende que haya bajado su media de minutos: «Cuando miro a los ojos del entrenador, veo como a él le gustaría sacarme más, pero tiene que decidir lo mejor para el equipo y lo mejor es poner a alguien que aporte más físicamente».

Mentalidad de equipo

Al propio tiempo, el colectivo santiagués lucha por conseguir una décima victoria que se le está resistiendo. A pesar de los últimos varapalos, Keaton Nankivil se muestra convencido de que el Obradoiro está en el camino correcto: «Pienso, al igual que el equipo, que una buena metodología es seguir con el ánimo arriba y tirando hacia delante, fijándonos en las cosas buenas, porque los buenos resultados llegarán. Pese a las derrotas, el trabajo es bueno y hay que pensar que el siguiente puede caer de nuestro lado. Tenemos una mentalidad fuerte».

También llama la atención sobre el alto nivel de la Liga Endesa. Subraya que en Alemania, donde estuvo jugando tres temporadas antes de recalar en el Obradoiro, es impensable que el último clasificado pueda ganarle al primero, como ha sucedido este fin de semana con el Manresa frente al Málaga. «En esta Liga todos los equipos son buenos. Estar arriba o abajo no te asegura nada. A veces pierdes por muy poco o ganas por muy poco», advierte.

Y el sábado llega uno que parece atravesar su mejor momento de forma, el Murcia, que ganó con autoridad en Sevilla y el pasado fin de semana, en su feudo, al Bilbao. Nankivil apela al factor cancha, a la concentración y a la intensidad, y pone el ejemplo del partido ante el Gran Canaria: «Ese día nos salió todo perfecto».

Giannopoulos, con fiebre

Otro jugador que no está teniendo suerte esta temporada con las lesiones es Giannopoulos. El alero griego se recupera de un esguince y todavía no puede trabajar al mismo nivel que el resto del grupo. Además, ayer por la tarde tuvo que echar pie a tierra por un proceso febril.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Santiago

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
4 votos

Nankivil: «Frustra no poder aportar todo lo que desearía»