Vacunódromo en Campolongo

PONTEVEDRA

El incremento de contagios requiere reforzar la inoculación de dosis de refuerzo, persuadir a los negacionistas y, probablemente, recuperar algunas restricciones

27 nov 2021 . Actualizado a las 19:19 h.

La sexta ola parece una evidencia en Galicia. Los datos son contundentes. Más de 2.250 contagiados de coronavirus en nuestra comunidad autónoma hasta ayer. Las infecciones se vienen incrementando, a un ritmo vertiginoso, en apenas veinte días. En la ciudad de Pontevedra, ya teníamos 71 casos activos. En el área sanitaria sumábamos casi doscientos. Hoy volverán a subir.

Por supuesto que urge decir que comparados con otras comunidades del Estado, o con países próximos de la Unión Europea, estamos infinitamente mejor. Los ejemplos de Alemania, Países Bajos o Austria —que mañana vuelve a confinar a su población— están muy alejados de la situación nuestra.

Otro indicador positivo es que, afortunadamente, no hay una repercusión del incremento de contagios en más hospitalizaciones. En nuestra área sanitaria tan solo había hasta ayer sábado, cuatro personas internadas en planta y nadie en uci en el Complejo Hospitalario de Pontevedra (Chop). Por tanto, la inmensa mayoría de los nuevos contagiados devengan en aislamientos domiciliarios y cuadros asintomáticos.