Prácticamente, una de cada tres pruebas de drogas a conductores da positivo en la provincia

Alfredo López Penide
L. PEnide PONTEVEDRA / LA VOZ

PONTEVEDRA

CAPOTILLO

05 jul 2021 . Actualizado a las 00:28 h.

El consumo de alcohol o drogas por parte de determinados conductores es algo que preocupa, y mucho, a los responsables de la Guardia Civil de Tráfico, unidad que entre el 17 y el 22 de junio pasados llevó a cabo una campaña específica. Y es que los antecedentes no podían ser más meridianamente claros: «A taxa de positividade por drogas nestes cinco primeiros meses do ano está a ser moi alta, incrementándose case en dez puntos porcentuais con respecto ao 2020. Durante os doce meses do ano pasado, a pesar das restricións de mobilidade durante gran parte do ano, a taxa de positividade foi do 41,63 % e no 2019, do 40,72 %, con máis de 1.600 condutores denunciados. Non obstante, este ano a taxa su-be por riba dos 56 puntos», recordaba entonces la subdelegada del Gobierno, Maica Larriba.

Por su parte, el capitán de la agrupación de Tráfico de la Guardia Civil de Pontevedra, Antonio Pérez Piteira, alertó, en el caso concreto de las pruebas de alcoholemia, del aumento de la tasa media que arrojan los conductores que son denunciados penalmente. Si antes estaba situada en 0,8 miligramos de alcohol por litro de aire espirado, ahora la media superar el miligramo. «Es una barbaridad», señalaba.

Y los datos de la última campaña parece que dan la razón ambos. De este modo, y en el caso del consumo de alcohol, se realizaron 5.866 test de alcoholemia, los cuales arrojaron 96 positivos. De este modo, la tasa de incidencia es del 1,6 %, un porcentaje elevado si se tiene en cuenta que la Unión Europea se había marcado el objetivo de que los positivos estuvieran por debajo del 1 % antes del 2020.