La inquietud científica de E. H. Boning

El Massó exhibe un herbario de algas de 1860 hecho por una mujer


bueu / la voz

Mujer, que vivió a mediados del siglo XIX en el sur de Inglaterra y con inquietudes científicas suficientes como para poder elaborar un herbario didáctico de algas. Esto es todo lo que se sabe de una desconocida Miss E. H. Boning, autora de un álbum de plantas marinas disecadas que ha sobrevivido íntegro más de 150 años y que ahora custodia el Museo Massó, en Bueu, que lo adquirió recientemente. La rareza de esta obra estriba no tanto en la colección de algas en sí, al tratarse de especies habituales del ecosistema atlántico, sino en que el herbario está entero y además tiene la peculiaridad de que lo hizo una mujer. Hoy en día esta última característica no llamaría la atención, pero en 1860 no era habitual que una mujer tuviese esta clase de formación en biología. La autora se supone que debía ser de clase media o alta, porque, desde luego, las clases populares de la época victoriana ya tenían bastante con asegurarse el pan diario.

La directora del Museo Massó, Covadonga López de Prado, explicó que el Museo Massó, dependiente de la Consellería de Cultura, compró el herbario en una subasta en Inglaterra. López de Prado indicó que se trata de un trabajo con un fin didáctico, es decir, no para un uso particular y que las distintas algas están clasificadas conforme a su nombre científico. Hay un total de treinta láminas distintas.

«Es muy raro que este tipo de obras de carácter didáctico se conserve», indica la directora del Massó. Normalmente pasado un tiempo, se solían desmontar los libros y venderse las hojas por separado, por lo que el álbum adquirido para la institución buenense reúne todos los requisitos esperados en una colección marítima que quiere integrar también y dar visibilidad, además, a la aportación que las mujeres hicieron al mundo del mar. La única pega es que no hay más datos sobre Miss Boning, aparte de que vivía en la localidad costera de Torquay.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

La inquietud científica de E. H. Boning