Consumir en Navidad también puede ser solidario


Amarante ofrece un nuevo punto de vista de la Navidad. Preocupada por el consumo responsable en las próximas fechas, la organización pretende concienciar a los pontevedreses de que la mayoría de los productos que se adquieren, no permanecen en nuestros hogares más de seis meses. Por tanto, la asociación considera que no tiene sentido seguir «alimentando necesidades artificiales». Ainara Legarreta, responsable de Comercio Xusto Amarante, entiende que la Navidad son fechas de consumismo excesivo ya que «mercamos demasiados regalos, preparamos comidas costosas e iluminamos os fogares en exceso». A través del lema «Come o xusto, tamén en Nadal», la organización pretende animar a la sociedad gallega a ser responsable también en Navidad. En ese sentido, la oenegé opina que muchos de sus clientes ya están sensibilizados con el tema. Un dato que se demuestra en el número de ventas, ya que que se ha multiplicado por ocho. Amarante observa que ahora los clientes adquieren artículos del comercio justo durante todo el año, sin centrarse en la época navideña. Para los más comprometidos será una buena oportunidad de apretarse el cinturón en época de crisis, aunque muchos otros necesiten los mimos navideños para poder soportar este duro año que entra.

Mientras Amarante defiende el consumo austero de las fechas navideñas, la Concellería de Promoción Económica lanza una campaña de Navidad para ofrecerle un pulso a la crisis. Se trata de una campaña publicitaria que el departamento de Antón Louro acaba de poner en marcha. Los anuncios estarán en los puntos informativos del mobiliario urbano, aunque también incluirá la prensa escrita y la radio. La campaña bajo el lema Pontevedra, a túa cidade, o teu comercio, el Concello pretende incidir directamente en los consumidores para que opten por comprar en la misma ciudad que eligieron vivir. De este modo, Louro considera que la gobierno local cumple su papel de ayudar al comercio pontevedrés en unas fechas en las que el volumen de compras aumenta sustancialmente. Los chicos de Virgen de la O. Espejos, jarrones de barro, baúles barnizados y pintados a mano, cajitas de madera, platos decorados, broches de fieltro... son algunos de los numerosos artículos que se pueden apreciar en la exposición organizada por la Asociación de Disminuidos Psíquicos Virgen de la O. Se trata otro prisma distinto con el que ver los regalos navideño, el de unos jóvenes discapacitados psíquicos que todavía conservan la ilusión en sus miradas. Los alumnos del taller ocupacional muestran al público pontevedrés el trabajo que realizan durante todo el año. Sorprende el gusto y el resultado de los objetos decorativos que encajarán perfectamente en nuestros hogares o en las prendas de vestir. La novedad reside, precisamente, en que los visitantes podrán adquirir el objeto que más les guste por un módico precio. La intención es recaudar lo suficiente para adquirir materiales y organizar actividades lúdicas, como la excursión del pasado año a Valencia.

Esta no es la primera edición, llevan ya veinte años, aunque la ilusión se mantiene intacta, como si fuese el primer día. Los alumnos del taller se visten de gala para el acto de inauguración, organizando su particular puesta de largo. Ellos, los jóvenes artesanos, son los encargados de mostrar al público las creaciones realizadas en el taller de forma artesanal. En el proceso de creación, las piezas van pasando, una a una, por una especie de cadena de montaje en la que cada alumno realiza su cometido. Mientras unos barnizan, otros lijan o pintan, siempre bajo la supervisión de un miembro de la asociación que garantizará el resultado final. María Luisa Dónega, presidenta de la Asociación Virgen de la O, reconoce que no les influye la crisis a la hora de vender los productos y que incluso hay gente que hace encargos. Se trata de una magnífica oportunidad para encontrar el regalo perfecto para estas Navidades. La exposición permanecerá abierta en Liceo Casino, hasta el próximo lunes, en horario de 19.00 a 21.00 horas. El puente de la Constitución también abrirá por la mañana de 12.00 a 14.00 horas.

Lo que está claro es que cada hogar seguirá viviendo estas fechas de la misma manera que el pasado año, y el anterior, y el otro... por mucho que unos se empeñen en pregonar el comercio justo y otros persigan la incentivación de las compras. A algunos les gustará gastarse sus ahorros porque la ilusión no tiene precio y otros, preferirán esperar a las rebajas. De un modo u otro, lo que no se debería perder son los momentos entrañables con la familia, mientras se bebe un buen champán francés o un viño do país. ¡Qué más da, si es Navidad!

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
14 votos

Consumir en Navidad también puede ser solidario