El PSOE abre la puerta a un pacto con el PP para echar a Jácome

Los populares lo rechazan y dicen que el acuerdo con DO «está vigente»

Rodríguez Villarino compareció ante los medios frente a la puerta del Concello
Rodríguez Villarino compareció ante los medios frente a la puerta del Concello

Ourense

Todos los grupos de la oposición convocaron este viernes a los medios de comunicación para valorar la crisis abierta en Democracia Ourensana. El primero en hablar fue Rafael Rodríguez Villarino, portavoz del PSOE, que abrió la puerta a un gobierno de concentración para echar de la alcaldía al líder de DO, Gonzalo Pérez Jácome, cuestionado en los últimos días por miembros de su partido en relación a supuestas irregularidades en su gestión contable. El PP por ahora rechaza la oferta.

«Non nos moveu a ambición cando no seu momento se puido conformar goberno [...] e daquela ofertamos diálogo a todas as forzas políticas. Hoxe nesta situación, movidos pola responsabilidade e desde a máis absoluta humildade tamén lle dicimos á cidadanía que nós estamos dispostos a abrir un diálogo con todas as forzas políticas sen exclusións cun único obxecto, que Ourense arranque», dijo Villarino, que añadió: «Non vimos aquí a criticar a ninguén, vimos a ofertar solucións. Somos o único grupo que pode permitilo e amosamos a nosa vontade para facelo».

Preguntado por quién debería estar entonces al frente de la alcaldía, el portavoz del PSOE, dijo que debería ser socialista: «Nós entendemos que a forza política máis votada é o PSOE. O que tiña que ser de xeito natural, xa fai ano e tres meses, debería ser agora», dijo Villarino, que incluye al PP en su oferta de diálogo: «Non cremos que a cidade de Ourense poda permitirse o luxo de facer exclusións. Nós cremos que o PSOE ten que ofertar solucións e non podemos ofertar solucións descartando a ninguén. Tamén é certo que o PSOE foi a forza que liderou as eleccións e cremos que debe liderar o novo goberno». En todo caso, el líder socialista descartó contactar con el presidente provincial del PP, José Manuel Baltar, pero sí se mostró favorable a hablar con los concejales populares: «Que eu saiba el non é concelleiro».

La respuesta del Partido Popular no tardó en llegar y la encargada de ofrecerla fue su portavoz municipal, Flora Moure, que mantiene la vigencia de la coalición de su formación con Democracia Ourensana, un pacto que también sustenta el gobierno de la Diputación, encabezado por Baltar. «Tenemos un pacto de gobernabilidad que está actualmente vigente y estamos trabajando sobre ese pacto por el bien de la ciudad», dijo Moure.

Ciudadanos y BNG

Sí habría más receptividad en las filas de Ciudadanos. Su portavoz, José Araújo, fue preguntado por la oferta de un gobierno de concentración y dijo que «calquera opción sería mellor que non facer nada». No dio, en todo caso, nada por hecho: «Cando chegue o momento falaremos. De entrada, nós estamos pola labor de sumar, non de restar». Araújo dijo, además, que en este momento quienes tienen que mover ficha son los grandes partidos.

Finalmente, Luis Seara, del BNG, destacó la situación de «ingobernabilidade» en la que queda ahora la ciudad y, sobre el gobierno concentración, dijo que es necesario ver primero cómo se revuelve la crisis de DO. «A raíz do que aconteza, o BNG analizará a situación e se pronunciará», explicó.

Por otra parte, tanto el nacionalista como el socialista Villarino quisieron ver la mano de la familia Baltar. El portavoz del PSOE señaló al hijo, José Manuel, que a su juicio es el «responsable máximo» de lo que está ocurriendo en el Concello de Ourense. Luis Seara lo hizo con su padre, José Luis. «É o que está pergeñando toda esta situación», aseguró el portavoz nacionalista sobre el expresidente de la Diputación ourensana, que ingresó el domingo contagiado por coronavirus.

Tras la dimisión de Mario González entraría Telmo Ucha, uno de los más fieles al alcalde

Democracia Ourensana logró en las elecciones de mayo del año 2019 una representación de siete concejales en la corporación municipal (que tiene 27 en total). En las primeras semanas en el gobierno dimitieron dos: Ana Isabel Bertolez Andrés, por motivos personales, y Ana Isabel Rebanales Rodríguez, por discrepancias con Jácome. Ahora, la crisis abierta en el partido se ha cobrado otra víctima. Mario González Sánchez, responsable de Cultura, ha anunciado que el lunes formalizará su dimisión y el siguiente en la lista, que sería el encargado de sustituirle, es Telmo Manuel Ucha Álvarez.

Se trata de una persona muy afín al líder de Democracia Ourensana y alcalde de Ourense, Gonzalo Pérez Jácome. Ambos protagonizaron un sonado enfrentamiento con un agente de la Policía Local fuera de servicio al que recriminaban haber aparcado mal. Ucha ocupa actualmente un puesto de asesor al servicio de DO en el Concello de Ourense por el que cobra 21.945,94 euros anuales. Si hubiese alguna dimisión más, el siguiente en la lista también es personal de confianza del alcalde.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ourense

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

El PSOE abre la puerta a un pacto con el PP para echar a Jácome