¿Y el anillo?


Después de la comparecencia de Pablo Iglesias tras su entrevista oficial con Pedro Sánchez tuve un pronto. Me fui al vídeo oficial del hit de Jennifer López que arrasó el verano pasado. Ya saben, un tema titulado como su estribillo: Y el anillo pa’cuando? Atrezo medieval propio de Juego de Tronos, terciopelos, cueros, brillos dorados, un agotado galán por los suelos y una mujer impresionante, seria y demandante de una prueba que le confirme que es la única dueña de su corazón.

Qué quieren que les diga, se me puso en la mente la escena del encuentro entre Pedro y Pablo, mirándose a los ojos en la Moncloa, sin atreverse a fijar fecha para formalizar la pareja de hecho que nació cuando unieron sus destinos para desalojar al Partido Popular del Gobierno. Un año después, ambos saben que no es el momento de echar las campanas al vuelo porque las elecciones municipales y europeas son un Rubicón que deben pasar.

La mirada dulce y la sonrisa cómplice de Iglesias a su salida de la larga conversación con el aspirante a seguir siendo presidente de España era toda una declaración de amor de quien se siente correspondido. Siempre es conveniente leer el lenguaje gestual, pero en los últimos tiempos casi todos los analistas hemos hecho un máster en interpretación de meta-mensajes implícitos en discursos más o menos oficiales.

En fin… Mayo es el mes preferido para los enlaces y, a la segura pregunta de Iglesias a Sánchez para poner fecha a la entrega del anillo a Unidas Podemos, me atrevo a aventurar que llegará no mucho después del 26.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
5 votos
Comentarios

¿Y el anillo?