Una tromba aró el Camino en la entrada de Samos

Un tramo de 700 metros se encuentra ahora prácticamente intransitable para los peregrinos


lugo / la voz

Una tromba de agua, que duró una media hora, destrozó el Camino de Santiago en la entrada a Samos por Lóuzara. El rastro de la riada de la tarde del pasado domingo, que estuvo a punto de inundar la casa de Outeiro y que de hecho anegó el portal, dejó un profundo surco a lo largo de los más de 600 metros de bajada, hasta la zona asfaltada. El descenso resulta ahora bastante peligroso no solo para los peregrinos en bicicleta, sino también para los caminantes, dada la gran cantidad de agujeros que hay en este tramo.

Informaron al Xacobeo

La propietaria de la casa de Outeiro puso la situación en conocimiento del Xacobeo, desde dónde, según dijo, le recomendaron que llamara a la empresa de mantenimiento. Los operarios, después de examinar el estado del camino en esta zona, le comunicaron, según apuntó, que tal y como había quedado tras la tromba de agua, desbordaba por completo sus competencias. También informó al alcalde de Samos.

El agua, que arrastró vegetación, entró en el portal de esta casa, donde había al menos dos coches aparcados y lo anegó. Tuvieron que colocar sacos en una puerta como barrera para evitar que se colara en la vivienda.

Lucía Miranda, una mujer que trabaja en esta casa cuidando de una persona mayor, explicó que cuando estaba intentando frenar la entrada del agua en la propiedad, cayó un rayo en las inmediaciones y sintió una fuerte descarga eléctrica que la hizo temblar. Estaba descalza. El rayo destrozó un guindo de la huerta de la misma propiedad, que partió en dos.

Los vecinos de este barrio, en el que hay varias casas de turismo rural, temen que las tormentas anunciadas para hoy vuelvan a reproducir la misma situación del pasado domingo y que el agua entre de nuevo en el portal de la vivienda. Para evitar que esto ocurra y ante las predicciones meteorológicas de hoy, un tractor depositó un montón de tierra cerca del acceso a la casa para desviar el torrente que se pueda formar. Sin embargo, esto no soluciona prácticamente nada, sino que solamente supone un parche.

Situación excepcional

Lucía Miranda es una de las personas de este barrio de Samos que está a la expectativa de se pueda volver a repetir la tromba de agua. «Non é posible facerse unha idea -dijo- da cantidade de auga que baixou en media hora polo camiño e dos raios que non paraban de caer».

Según contó Miranda, cuando estaban intentando evitar que el agua se colara en el portal de la casa, la riada que descendía camino abajo le llegaba casi a la rodilla. Consiguieron desviar su trayectoria, cavando una zanja hacia otra puerta.

Los vecinos temen que se vuelva a repetir una tormenta de estas características

La empresa de mantenimiento está superada por los daños ocasionados

Vive Camino

Toda la información sobre el Camino de Santiago en Vive Camino

Votación
3 votos
Comentarios

Una tromba aró el Camino en la entrada de Samos