Cada día se registra una media de tres incidencias en la red ferroviaria lucense

La mitad de los retrasos del 2019 se sucedieron en la línea Lugo-Monforte-Ourense


lugo / la voz

La red ferroviaria lucense no carbura. Un ejemplo de la falta de inversiones en las diferentes líneas y de mantenimiento de las máquina se puede comprobar en la respuesta que Adif le acaba de transmitir a los diputados de Galicia en Común Antón Gómez Reino y Yolanda Díaz sobre las incidencias registradas el pasado año en la red ferroviaria de la provincia de Lugo.

Desde el 1 de enero del 2019 al 15 de diciembre se registraron en la provincia 991 incidencias, con 3.654 trenes afectados y con 80.286 minutos de retraso, lo que supuso 1.338 horas. De este total, la gran mayoría de los problemas se vivieron en la línea que precisamente es la más demandada, la de Lugo-Monforte-Ourense, por donde circulan los regionales, los de media distancia, los trenes hoteles y las conexiones con Madrid y Cataluña. Así, hubo 603 incidencias, 2.671 trenes afectados y 63.009 minutos (1.050 horas) de retrasos.

Con estos datos que maneja el Gobierno, se puede decir que cada día se produce casi una media de tres incidencias en la red ferroviaria lucense, donde también hay que incluir la línea Lugo-A Coruña y la FEVE que va por la costa.

Los problemas se han incrementado en los últimos meses, con continuas quejas de los viajeros, que han visto cómo han tenido que ser trasladados en autocares o estar durante numerosos minutos esperando en las estaciones a que se resolviesen las incidencias. La mayoría de estas son averías en las locomotoras, falta de personal o derrumbes y daños en las vías por invasión de vegetación, tierra y piedras. Incluso, lo meteorológico influye, como el susto que se llevaron el pasado agosto los ocupantes de un tren Alvia cuando un rayo cayó sobre la vía en las inmediaciones de la estación de San Clodio (Ribas de Sil) y obligó a desalojar el tren de pasajeros durante una hora.

Los desprendimientos, especialmente en la línea de FEVE, han causado buena parte de las incidencias, o al menos otras de manera tangencial. Las averías en las locomotoras se producen debido a las condiciones meteorológicas adversas como las del pasado otoño, como caídas de árboles y desprendimientos de piedras sobre las vías, y que afectan a las máquinas, que necesitan de revisiones más constantes.

Renfe se ha quedado, en algunas ocasiones, sin locomotoras suficientes para garantizar todos los trenes. Las averías han dejado tirados a decenas de viajeros que han tenido que ser trasladados en buses a las estaciones de destino. En ocasiones, como ocurrió a principios de este año, la avería de un tren de Monforte a A Coruña no pudo ser arreglada a tiempo y también afectó al servicio del día siguiente que tenía que realizar la misma máquina.

Otra cuestión son los problemas de personal, que Renfe niega que provoquen retrasos, pero que en momentos puntuales sí ha producido incidencias, como el famoso caso del maquinista del tren hotel que procedente de Madrid paró en San Clodio y dijo que no continuaba porque había excedido su tiempo de conducción. El pasado jueves 50 viajeros del tren hotel Madrid-Galicia tuvieron que ser recolocados en un bus y en taxis en Monforte para seguir su viaje al quedarse el convoy sin maquinistas.

Donde también se notan las carencias de personal, como denunció el sindicato CGT, es en los talleres, con lo que el mantenimiento de las máquinas dicen que es deficiente, aunque Renfe lo niega. En alguna ocasión, cuando se produjo avería en un tren, en la base de Monforte no había locomotora de reserva.

Renfe garantiza que la estación de Sarria seguirá con personal para la venta de billetes

El Gobierno ha respondido a una pregunta de varios diputados gallegos del PP en el Congreso su intención de que las estaciones «donde el volumen de pasajeros y de ventas lo requiera» mantendrá la venta presencial. Y esto sucederá con la de Sarria, que en un principio se vio afectada por la decisión de Adif de abandonar la prestación del citado servicio.

Renfe indica que pondrá en marcha varias medidas pero mientras no se acaban de concretar acordó prolongar la presencia de Adif en las taquillas hasta el 30 de junio. «Adicionalmente, Renfe comenzará a prestar un servicio de atención personalizada en la práctica totalidad de las estaciones afectadas», en referencia a la de Sarria y a las de Viveiro y Burela, entre otras gallegas.

Renfe señala que se ha iniciado la instalación de máquinas de autoventa en las estaciones (la de Sarria ya está operativa), además de que ha firmado un convenio con Correos «de forma que los clientes ahora podrán adquirir sus billetes en cualquiera de las 2.500 oficinas de esta entidad pública empresarial». También explica Renfe que se ha habilitado un número de atención telefónica «que está indicado en las estaciones de circulación». La empresa ferroviaria indica que estudiará «la experiencia que le aporte el uso de los nuevos canales de venta para la posible implantación de mejoras que satisfagan necesidades de transporte».

En una reciente reunión del jefe de Galicia de Renfe, el monfortino Javier Pérez, con la plataforma vecinal en defensa del tren de Lugo, la compañía se comprometió a contratar a una empresa para que la estación de Sarria siga atendida por personal. Hay que destacar que el sarriano es un apeadero cada vez con más pasajeros gracias al Camino Francés y que en el 2021, año santo, se prevé un incremento de viajeros que lleguen a la estación sarriana debido a que el kilómetro 100 de la citada ruta está en este municipio.

El catalán de fines de semana

Por otra parte, la plataforma Lugo, non perdas o tren solicitó al alto cargo de Renfe en Galicia que se recupere el servicio del tren catalán de los fines de semana. También demandaron que se cree la figura de un jefe comercial para que gestione la terminal de mercancías de Lugo y se convierta en un punto de interés para las empresas de Ferrol, A Coruña y Lugo para enviar sus mercancías a la península y Europa.

Las devoluciones son del 100 % si el retraso supera la hora

Que se produzcan incidencias y retrasos no solo tiene consecuencias para los viajeros lucenses sino también para las arcas de Renfe. En muchas ocasiones los problemas los solventan con autocares que acaban los recorridos desde la estación donde se tuvo que detener la locomotora y hasta el destino, con lo que dan paliado las indemnizaciones por retrasos. Aunque, como destacan los viajeros de los trenes que sufren percances, los inconvenientes y molestias en ocasiones no se compensan con dinero.

Renfe tiene estipuladas las indemnizaciones dentro de su compromiso voluntario con la puntualidad. Así, en los trenes que circulan de Lugo hasta Madrid y Barcelona se producen los siguientes supuestos: en los Alvia (uno al día Lugo-Madrid y Madrid-Lugo), si el retraso supera los 30 minutos se puede reclamar el 50 % del billete, y si la tardanza es superior a una hora, hasta el cien por cien.

En cuanto a los trenes de larga distancia y trenhotel (dos de Lugo a Madrid y otros dos a Barcelona en el primer caso y uno en los nocturnos con ambas capitales españolas), las devoluciones son del 50 % si el retraso es igual o superior a los 60 minutos, y de 100 % si supera la hora y media.

En cuanto a los trenes de media distancia, que se utilizan para ir de Lugo a Ourense o Monforte para luego continuar a Madrid y Barcelona, y viceversa, las devoluciones son: superior a 15 minutos, el 25 % del billete; superior a 30 minutos, se devuelve el 50 %; y superior a una hora, se devuelve íntegro.

Esta tabla de media distancia también se aplica para los trenes regionales. Y en el caso de los trenes Avant, como algunos de los que cubren la ruta de Lugo a A Coruña y viceversa, la devolución es del 50 % si el retraso es superior a los 15 minutos, y del 100 %, si es superior a la media hora.

Renfe, que también estipula estos retrasos para el AVE, incluye en su compromiso voluntario de puntualidad cuando ofrece combinaciones entre varios trenes para llegar al destino.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
15 votos
Comentarios

Cada día se registra una media de tres incidencias en la red ferroviaria lucense