«La masonería es una sociedad discreta, nunca secreta»

ANTÓN GRANDE LUGO

LUGO

Este vilalbés explica qué hay que hacer para formar parte de una logia

02 mar 2014 . Actualizado a las 07:07 h.

La masonería en Galicia tuvo una amplia presencia a finales del siglo XIX y en la primera mitad del pasado siglo. Tras la dictadura franquista, en la que fue duramente perseguida, ha vuelto a reorganizar sus logias en buena parte del territorio gallego. En Lugo no existe ninguna aunque sí varios lucenses pertenecen a ella, como es el caso del vilalbés Manuel Souto Pardo, que está al frente en A Coruña de una de las logias más importantes de esta comunidad.

-¿Qué hace un vilalbés al frente de la logia más importante de Galicia, instalada en A Coruña?

-La R.L. Renacimiento nº 54 no la definiría como la más importante, ya que todas las logias en la Gran Logia de España tienen importancia. No obstante, sí podemos decir que es la logia en activo más antigua de Galicia, como así lo atestigua su número de matrícula en la Gran Logia de España, además de ser la que tiene el mayor número de miembros en la comunidad. El ser la más antigua, por el contrario, no le da más mérito que el de haber sido la puerta de entrada de algunos de los hermanos que fundaron las otras tres logias adscritas a la Gran Logia de España en Galicia.

-¿Cómo ha llegado usted a presidirla?

-No me resulta fácil contestar porque habría que preguntárselo a quiénes me colocaron ahí, o sea al resto de los hermanos de la logia ya que el «oficio» de Venerable Maestro, que no es más que el encargado de organizar y dirigir la logia durante un curso masónico, es un oficio electo dentro de la logia y son los hermanos los que te eligen para desempeñarlo. También es cierto que me crié en Vilalba y nací en Cabreiros, pero por los derroteros de la vida la vida y el trabajo me han llevado a A Coruña y como siempre tuve intereses de tipo social y de perfeccionamiento personal, ello me llevó a solicitar mi ingreso en la masonería en el 2007.

-¿Hay lucenses masones?

-Hay unos cuantos hermanos nacidos en la provincia y que al igual que yo, por trabajo u otras cuestiones, se encuentran en A Coruña u otros lugares de la comunidad y pertenecen a la masonería en la logia Renacimiento 54, en A Coruña, a las logias Curros Enríquez nº.114 y Saint Jacques nº 140 de Santiago, e incluso un poco más lejos, a la logia Atlántica nº 84 de Vigo aunque de todos estos hermanos si hay algunos que residen en Lugo y tienen que desplazarse a las tenidas, como llamamos los masones a nuestras reuniones. El 15% de los hermanos pertenecientes a las logias en Galicia son lucenses. No voy a dar nombres ya que cada masón es dueño de revelar o no su condición, con lo cual solo ellos mismos podrían revelar públicamente su condición de masones. Es de destacar que a lo largo de la historia ha habido grandes masones lucenses como José María Cao Luaces, Francisco G. Gómez «Fuco Gómez» o Manuel Meilán Martínez entre otros.

-¿Hay logias en Lugo?

-En Lugo no hay ninguna logia en activo desde 1897. Lugo tuvo una vida masónica plena entre 1873 y 1897 contando en toda la provincia con unas 25 logias. No obstante unos cuantos hermanos tenemos el proyecto de constituir en un plazo no muy lejano una logia en Lugo capital, no solo con hermanos de Lugo sino con algún otro de Asturias e incluso de Santiago y A Coruña. Estamos trabajando en ello pero como en todo, las cosas bien hechas hay que hacerlas paso a paso y sin correr para evitar atropellos y caídas.

-¿Qué deben hacer los lucenses que estén interesados en pertenecer a la masonería?

-Cualquier persona interesada en pertenecer a la masonería regular ha de cumplir unos requisitos que son: ser libre, tanto moral como económicamente, es decir, no estar atado a dogmas impuestos por nadie y tener la independencia económica para poder mantenerse a sí mismo. Ser una persona de buenas costumbres, y con ello quiero decir que ha de ser una persona con un buen comportamiento social y familiar, lo que cualquier persona entiende, aplicando la lógica más básica, por buenas costumbres. Y por último, creer en un principio creador, independientemente de la religión que profese. En la Gran Logia de España admitimos cualquier creencia religiosa al igual que cualquier ideología política. Una vez que el «candidato» está seguro de que cumple estos requisitos, ha de solicitar su admisión, lo que puede hacer poniéndose en contacto con nosotros a través de nuestra página web www.logiarenacimiento.org y a partir de aquí comenzamos lo que los masones llamamos el proceso de «aplomación», durante el cual mantenemos entrevistas personales con el solicitante para asegurarnos de que la masonería es lo que busca y que encaja con él, a la par de solucionarle todas las posibles dudas que pueda tener. O sea, tratamos de asegurarnos de que cuando ingresa lo hace totalmente seguro de que hallará en la masonería lo que realmente está buscando.

-¿Qué actividades realizan?

-La principal actividad de la masonería es el perfeccionamiento de sus miembros. Los masones deseamos, ante todo, transformarnos en mejores personas. Además, uno de los pilares es la solidaridad y un gran número de las actividades públicas de las logias van encaminadas en ese aspecto, actividades abiertas a todo el mundo como las campañas de recogida de alimentos y ropa para donar a ONGs. Uno de los proyectos en los que trabajamos ahora junto con la Gran Logia Provincial de Castilla es el Proyecto Ágora, que consiste en la creación en cada logia de un banco de libros de texto para ayudar a las familias que tienen dificultades. Se realizan actividades divulgativas como conferencias, debates, programas de radio, etc. en donde explicamos lo que es la masonería y resolvemos todas las dudas que se plantean en torno a la misma. Así, uno de los actos más importantes de este año en la Gran Logia de España es La fiesta del orden, un evento anual que se realiza en un punto distinto de España y este año somos los hermanos de Galicia los que tenemos el honor de ser los anfitriones del evento.

-¿La masonería sigue siendo algo oculto y secreto en la sociedad española?

-La masonería es una sociedad discreta, nunca secreta, pues si así fuera no se conocería su existencia y no estaríamos realizando esta entrevista. Distinto es que se mantenga en secreto lo que se realiza dentro de las Tenidas, igual que un consejo de administración de una empresa, se reúne a puerta cerrada y no se hacen público las decisiones y medidas que allí se toman. O igual que los entrenamientos a puerta cerrada que hacen algunos entrenadores de fútbol antes de un partido. Ese «mantener en secreto» forma parte del camino iniciático, tengamos en cuenta que la masonería es una escuela iniciática donde sus miembros buscan el perfeccionamiento personal y la ayuda al prójimo, o sea, la masonería no es un fin sino un camino para ser mejor persona porque «la masonería no hace hombres buenos, sino que convierte en mejores a los que ya lo son».