Piden la recuperación de un tramo olvidado del Camino de Invierno

La asociación vecinal de Vilachá entregó a la Xunta un estudio histórico sobre la ruta con la intención de conseguir su reconocimiento oficial

En la aldea de A Cubela —a la derecha— existió antiguamente un paso de barcas a través del Sil
En la aldea de A Cubela —a la derecha— existió antiguamente un paso de barcas a través del Sil

monforte / la voz

La asociación vecinal de Vilachá de Salvadur -en A Pobra do Brollón- presentó a la Dirección Xeral de Patrimonio Cultural un informe técnico sobre el Camino de Invierno con el fin de solicitar el reconocimiento de una variante de esta ruta histórica que discurriría por esta parroquia y por la de Torbeo, en el municipio de Ribas de Sil. , Xurxo Martínez, miembro del colectivo, explica que este informe se ha acompañado de varios documentos medievales que -según la asociación- prueban la existencia de una ruta comercial y de peregrinación que pasaba por los referidos lugares y por la parroquia monfortina de Rozavales, lindante con la de Vilachá.

Los documentos utilizados en la investigación que se llevó a cabo para determinar la existencia histórica y el trazado de esta ruta alternativa proceden de diversas fuentes, principalmente los archivos de los monasterios de San Vicente do Pino -en Monforte de Lemos- y Montederramo. Pero la «gran descuberta» que se produjo en este estudio, añade Martínez, se refiere a la toponimia de Rozavales. La conclusión a la que se llegó, señala el presidente de la asociación vecinal, es que «Rozavales é unha alteración do topónimo Roncesvalles» -la célebre localidad navarra donde empieza el Camino Francés- y que este nombre fue impuesto a la parroquia por el rey Alfonso IX, gran impulsor del Camino de Santiago.

Cambio de nombre

La parroquia de Rozavales, indica Martínez por otra parte, se llamó anteriormente Santa María de Salvadur. El hecho de que Alfonso IX decidiese cambiar su denominación, agrega, es una prueba que «liga directamente Rozavales co fenómeno xacobeo». Por otro lado -dice además- una tradición habla de la existencia de un hospital de peregrinos en esta parroquia, lo que fue mencionado en 1983 por el sacerdote Elías Valiña, investigador de las rutas jacobeas.

Un itinerario que sirvió para transportar vino hacia Monforte y Montederramo

Demostrar que el antiguo camino que iba de Vilachá a Monforte pasando por Rozavales era de origen medieval, según afirma Xurxo Martínez, no resultó difícil gracias a la documentación procedente de los monasterios de Montederramo y San Vicente do Pino. Con ella se puede probar que las riberas vitícolas de Vilachá conocidas como Val do Frade y O Ibedo pertenecieron al primero de ellos, mientras que el monasterio monfortino poseía viñas en la zona conocida como Ribeira dos Lagares.

Los dos monasterios, dice además el presidente de la asociación vecinal, poseían en Vilachá unas granjas o edificios desde los que se controlaba la actividad de los viñedos. Un documento datado el 29 de junio de 1281 y conservado en el Archivo Histórico Nacional indica que ambas comunidades monásticas llegaron a un acuerdo sobre el uso de las aguas en esta parroquia aunque también rivalizaron en ella por el dominio de los viñedos y el cobro de los diezmos.

Transporte comercial

La investigación histórica realizada en este proyecto, dice Martínez por otro lado, señala que los vinos elaborados en Vilachá de Salvadur fueron transportados regularmente entre los siglos XII y XVI a los monasterios Montederramo y San Vicente do Pino. En el primer caso, a través de la parroquia de Torbeo, después de cruzar el Sil en barcas. En el segundo caso, por la parroquia de Rozavales. Con esta documentación, añade, se demuestra que esta ruta sirvió habitualmente para el transporte de mercancías. «Así se cumpren os dous requisitos esixidos para o recoñecemento oficial dunha ruta xacobea, que consiste en probar que esa ruta tivo un uso comercial ademais de servir como itinerario de peregrinación para ir a Santiago», concluye.

Una variante que comprendía un paso de barcas en el Sil a la altura de A Cubela

El informe realizado por iniciativa de la asociación vecinal de Vilachá será presentado a los ayuntamientos de A Pobra do Brollón, Ribas de Sil -por cuyos territorios discurre la ruta que se pretende recuperar- así como a la Diputación. Con esta iniciativa, dice Xurxo Martínez, se buscan dos objetivos. «Por un lado, conseguir o recoñecemento deste tramo como Camiño de Inverno sen menoscabo da actual alternativa polo interior», explica. Por otra parte, también se intentará que las administraciones estudien alguna fórmula para recuperar el paso del Sil entre los lugares de A Cubela y Barxa que formaba parte de esta ruta.

Por otro lado, la asociación considera que este tramo del Camino de Invierno «é o único acreditado» que discurre por la Ribeira Sacra propiamente dicha, es decir, a través de cauce del Sil. Por ello, agregan, «podería converterse nun verdadeiro atractivo turístico-cultural que une nun mesmo sitio dous fenómenos de alcance mundial».

Otros casos

El reconocimiento oficial de dos caminos alternativos que forman parte del mismo itinerario histórico, dicen por otra parte desde la asociación, no es algo insólito en las diferentes rutas jacobeas. Un caso bien conocido -apuntan a este respecto- es el del tramo del Camino Francés que va de Triacastela a Sarria y que tiene dos ramales diferentes, uno por Samos y otro por la localidad de San Xil.

Rozavales, un topónimo de un carácter casi único en Galicia

La investigación sobre el origen del nombre de la parroquia de Rozavales fue realizada por el filólogo y profesor universitario Gonzalo Navaza, que formó parte en su día de la Comisión de Toponimia de la Xunta. Xurxo Martínez apunta a este respecto que en toda Galicia solo existe otro lugar con esa denominación. «Está en Manzaneda de Trives e era unha dependencia de Rozavales de Lemos, de onde tomou o nome», añade.

Por otra parte, dice asimismo Martínez, la documentación conservada en el llamado Tumbo de la Catedral de Santiago indica que el rey Alfonso IX donó la iglesia de Salvadur a la orden del Hospital de Roncesvalles, «unha orde santiaguista de orixe navarra encargada de dar auxilio, protección e acollida aos peregrinos». Todos estos datos históricos, a su juicio, prueban que la antigua ruta que iba de Vilachá de Salvadur a Monforte pasando por la parroquia de Rozavales fue en la Edad Media un itinerario de peregrinación además de un camino comercial, algo de lo que también se han encontrado diversas pruebas documentales.

Vive Camino

Toda la información sobre el Camino de Santiago en Vive Camino

Votación
3 votos
Comentarios

Piden la recuperación de un tramo olvidado del Camino de Invierno