El románico de la Ribeira Sacra, convertido por primera vez en recuerdo turístico

La Voz

LEMOS

El ecomuseo Pazo de Arxeriz empezó a comercializar réplicas del rosetón de la iglesia de Santo Estevo de Ribas de Miño

09 ene 2019 . Actualizado a las 10:44 h.

El ecomuseo Pazo de Arxeriz, en o Saviñao, empezó a comercializar un recuerdo turístico que consiste en una reproducción del rosetón de la iglesia románica de Santo Estevo de Ribas de Miño, uno de los monumentos medievales más representativos de la Ribeira Sacra. Es la primera vez que un motivo románico propio de este territorio es tomado como referente para diseñar mercancías de carácter turístico.

El mismo museo fue también pionero en este territorio en el aprovechamiento turístico de motivos de origen castreño al poner a la venta reproducciones de una fíbula -un antiguo prendedor de ropa hecho de bronce- descubierto en las excavaciones arqueológicas del castro de Arxeriz, situado en terrenos pertenecientes a este centro, regentado por la fundación Xosé Soto de Fión. Estos objetos empezaron a ser comercializados a finales del 2017.