«Me voy a ir al Machu Picchu»

Manuel Luis Vázquez continuará con su trabajo en el pabellón y en la hostelería


monforte / la voz

Los 200.000 euros que recibirá por haber comprado un décimo con el Gordo de la lotería del Niño ni ha quitado el sueño, ni tampoco cambiará el ritmo de vida de Manuel Luis Vázquez Vázquez, encargado del pabellón municipal de A Pinguela y directivo de la agrupación cultural Castelao. «Me acosté a las dos y media de la mañana y dormí muy bien. La que apenas concilió el sueño fue mi mujer, que estaba más nerviosa», apuntó Vázquez.

Conociendo ya que era un nuevo millonario, Manuel Luis se levantó ayer como siempre, a las ocho y media de la mañana. Se desplazó al Ayuntamiento para hacer unas gestiones, eso sí, siempre con el décimo en su cartera.

«Al acabar fui a ver a un asesor fiscal para saber cómo se cobra el premio, porque no lo tenía nada claro. A las diez y media de la mañana depositamos en el Banco Pastor el décimo, y este profesional financiero me fue aconsejando en todo momento», comentó Vázquez, que admitió que tuvo que hacer cola, porque «había varios premiados que estaban esperando para hacer la misma operación».

«Hay que tener cabeza»

A la hora de hablar del destino del dinero que recibirá como premio, Manuel Luis dijo: «Lo primero que haré es guardarlo en el banco. La mitad lo meteré en Allianz Seguros y la otra mitad del dinero quedará depositada en el banco a plazo fijo de un año». No obstante, Vázquez reconoce que cumplirá uno de sus mayores sueños. «Mi mayor ilusión es cruzar el Atlántico e ir a Perú a visitar el Machu Picchu», indicó.

Este agraciado monfortino tiene muy claro que este dinero no le hará cambiar su ritmo de vida. «Hay que tener mucha cabeza, porque como es dinero fácil, si te entra la locura lo puedes gastar en un abrir y cerrar de ojos. Lo peor de esto son los impuestos», señaló.

Preparar el trabajo veraniego

Manuel Vázquez seguirá ejerciendo como encargado del polideportivo municipal de A Pinguela y como trabajador de hostelería. «Al conocer que yo era uno de los premiados, ayer ya me llamó el responsable del restaurante O Grelo para hablarme de la organización de los banquetes de verano», indicó.

Al acabar las gestiones de la mañana, se fue a comer con su mujer, Mercedes, y por la tarde se desplazó hasta el pabellón municipal de A Pinguela. A la pregunta de si piensa realizar alguna celebración, Vázquez señaló: «Sí, en las próximas semanas. Invitaré a la familia y a los amigos más íntimos».

Doce llamadas a su hija

En esa celebración puede que esté su hija, Lucía, que vive en Holanda y a la que tuvo que hacer doce llamadas para comunicarle que era uno de los agraciados con el premio Gordo de la lotería del Niño. «Después de la décimosegunda me llamó ella, y me dijo que no me podía atender. Yo le dije que me había tocado la lotería, y ella me contestó que ya me llamaría más tarde», comentó Vázquez.

Bien entrada la noche, a través de skype, se pusieron en contacto -de hecho Vázquez tuvo que enseñar el décimo a su hija, Lucía-. «Fue muy emotivo. Ella se llevó una gran alegría», apuntó Manuel Luis Vázquez, que espera poder disfrutar este premio con salud.

EN DIRECTO un día en la vida de un nuevo millonario

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos

«Me voy a ir al Machu Picchu»