Harris avanza una reforma migratoria para acabar con las restricciones de Trump

Joe Biden propone a la exembajadora ante la ONU Samantha Power para dirigir la cooperación internacional de EE.UU.

La vicepresidenta electa de Estados Unidos, Kamala Harris, el pasado 7 de enero, en Delaware
La vicepresidenta electa de Estados Unidos, Kamala Harris, el pasado 7 de enero, en Delaware

La vicepresidenta electa de Estados Unidos, Kamala Harris, dijo este miércoles en una entrevista con el canal hispano Univision que el nuevo Gobierno demócrata encabezado por el presidente electo, Joe Biden, «tiene planeado» presentar al Congreso un proyecto de reforma migratoria, informa Efe.

En la entrevista con la periodista Ilia Calderón, del Noticiero Univision, Harris no precisó la fecha en que su Gobierno presentará el proyecto de ley, aunque durante la campaña, Biden se comprometió a promover una reforma migratoria integral en sus primeros cien días en el poder.

El plan allanaría el camino para que millones de indocumentados que residen en Estados Unidos logren convertirse en ciudadanos, tras un proceso que dura varios años en el que primero tienen que alcanzar el estatus de residentes legales permanentes.

La vicepresidenta electa, cuyos padres son de origen indio y jamaicano, se refirió también a la situación de los jóvenes inmigrantes indocumentados conocidos como dreamers (soñadores), que llegaron a EE.UU. antes de cumplir los 16 años, para quienes, dijo, se extenderán las «protecciones» legales.

Lo mismo sucederá con los inmigrantes que viven amparados por los Tratados de Protección Temporal (TPS), quienes podrían obtener automáticamente tarjetas de residencia.

Harris subrayó que el nuevo Gobierno federal va a «reconocer y agradecer a los más de 200.000 soñadores que han sido trabajadores fundamentales durante la pandemia del covid-19».

En ese contexto, Kamala Harris dejó claro que la voluntad del nuevo Gabinete será asegurarse de que «las personas reciban vacunas independientemente de su situación migratoria». Estados Unidos, el país más afectado del mundo por la pandemia del coronavirus, ha registrado ya más de 22,7 millones de contagios confirmados y casi 380.000 muertes, mientras siguen incrementándose los casos en todo el país.

El proyecto del plan de reforma migratoria prometido por Biden apostaría por mantener unidas a las familias migrantes en la frontera, «no dividirlas», además de asegurarse, agregó Harris, de que los «niños que lleguen a la frontera tengan asesoramiento legal» y «sean tratados de manera justa».

Harris recordó que en el 2013, antes del mandato de Trump, había republicanos dispuestos a sacar adelante un plan de reforma migratoria integral que luego fue desestimado por la Cámara de Representantes. Por ello, confía en que el «enfoque» de su Gobierno tenga «cierto apoyo bipartidista», aunque «no será fácil», reconoció la vicepresidenta electa.

La exsenadora por California se refirió también a la implementación de una política de asilo que contemple un «asesoramiento legal de las personas que buscan refugio» en este país y la disposición de recursos para México y el denominado Triángulo Norte de Centroamérica (Guatemala, Honduras y El Salvador) con fondos que ayuden al desarrollo de la paz.

Nueva directora de Usaid

También dentro del ámbito de la cooperación internacional, Joe Biden anunció este miércoles que la exembajadora estadounidense ante la ONU, Samantha Power, es su candidata para dirigir la agencia estadounidense para el Desarrollo Internacional (Usaid).

Power representa «una voz líder a favor de la cooperación estadounidense en el mundo», según el comunicado difundido por la oficina de transición de Biden.

La futura responsable de Usaid «trabajará con nuestros aliados para afrontar los mayores desafíos de nuestro tiempo, incluyendo el covid-19, el cambio climático, la pobreza global y el retroceso democrático», añade la nota. Según el propio Biden, Power «es una voz de claridad moral de renombre mundial» que cuenta con experiencia y perspectiva, cualidades que, a su juicio, serán «esenciales» a medida que el país reafirma su papel como líder en el ámbito mundial.

La UE critica la declaración de Cuba como Estado terrorista

La Unión Europea señaló este miércoles que la decisión de Estados Unidos de devolver a Cuba a la lista de países que patrocinan el terrorismo «solo agravará la ya difícil situación de los cubanos» en medio de la pandemia y de las medidas económicas para la unificación de la tasa de cambio de divisas.

Washington justificó esta medida por el apoyo cubano a guerrilleros del Ejército de Liberación Nacional (ELN) colombiano o a personas buscadas por graves delitos, por ejemplo la pantera negra Assata Shakur, requerida por el asesinato de un militar estadounidense en 1973.

Proceso de paz en Colombia

Según explicó un portavoz de la UE a Europa Press, la decisión de la Administración norteamericana no responde a ninguna información nueva y recuerda que, aunque el ELN es designado como una organización terrorista por la Unión Europea, los miembros del grupo se encuentran en Cuba participando en el proceso de negociación con el Gobierno colombiano y este proceso de paz ha sido apoyado por la UE.

La Habana considera que, con esta decisión, Washington se arroga competencias «sin mandato o legitimidad alguna» con el objetivo de castigar a los países «que se resisten a doblegarse a los caprichos del imperialismo estadounidense». A juicio del presidente de Cuba, Miguel Díaz-Canel, se trata de «un acto soberbio de un Gobierno desprestigiado, deshonesto y en bancarrota moral».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
10 votos
Comentarios

Harris avanza una reforma migratoria para acabar con las restricciones de Trump