La izquierda italiana se abre a un Gobierno con el M5E

Salvini afirma que Di Maio tiene mucho «estómago» para aliarse ahora con el PD


Roma / cORRESPONSAL

En el día después de la dimisión de Giuseppe Conte al frente del Gobierno de coalición entre el Movimiento 5 Estrellas (M5E) y la Liga de Matteo Salvini, se empiezan a perfilar las posiciones de los distintos grupos parlamentarios. El presidente de la República, Sergio Mattarella, inicio la ronda de consultas como los partidos minoritarios. Será hoy cuando Hermanos de Italia, Partido Democrático (PD), Forza Italia, Liga y M5E acudan al palacio del Quirinal. Pero tendrán que pasar algunos días para ver una salida a la crisis: si se cierra con elecciones anticipadas en otoño o si llega a un acuerdo de gobierno con nuevas alianzas y nuevo programa. Para ello tendrá que haber un entendimiento entre M5E, el grupo con más diputados, y el PD.

Salvini, que apuesta por el adelanto electoral, criticó a sus exsocios por la posible alianza: «Yo no conseguirá pasar en una semana de la Liga a [Matteo] Renzi, por tanto envidio a quien tiene tanto estómago».

El centroizquierda teme un triunfo de Salvini en las urnas y no desdeña la idea de formar Gobierno con la formación de Luigi Di Maio, por lo que ha dado un primer paso estableciendo las bases del posible acuerdo. La cúpula del PD ha encargado a su líder, Nicola Zingaretti -que hasta ahora rechazaba tal alianza-, explorar esa posibilidad. «Estamos preparados para referir a Mattarella nuestra disponibilidad para formar un Gobierno que sea un punto de inflexión en este país en un momento difícil de su vida democrática, económica y social», explicó. Para el acuerdo dio a conocer cinco puntos imprescindibles: adhesión leal a la UE, reconocimiento de la democracia y el papel central del Parlamento, desarrollo basado en la sostenibilidad ambiental, cambio en la gestión de los flujos migratorios con protagonismo de Europa y cambio en las recetas económicas y sociales».

El nuevo Gobierno debe ser marcadamente diferente al anterior, en cuanto a programas y a nombres, sino es «es mejor ir a las urnas», según Zingaretti. Quién será el presidente es un punto clave ya que el PD excluye un «Conte bis» por lo que la elección pasaría por optar por un independiente. Pesos pesados como Luigi Di Maio o Graziano Derio (PD) estarían fuera, al igual que Renzi, que ya descartó participar, aunque fue el precursor de un gobierno de unidad.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

La izquierda italiana se abre a un Gobierno con el M5E