Marchas antinucleares a un año de Fukushima

efe

Miles de japoneses pidieron ayer en Tokio el fin de la energía atómica en el primer aniversario del accidente en la central nuclear de Fukushima, que despertó el fantasma de la radiactividad en el país asiático y mantiene evacuadas a más de 80.000 personas. La llamada Gran Marcha de Tokio comenzó poco después de que la multitud reunida rindiese homenaje a las víctimas con un minuto de silencio a la misma hora en que hace un año se produjo el terremoto de magnitud 9 en la escala de Richter que desató un tsunami que costó la vida a más de 19.000 personas.

«Con un Fukushima ya hemos tenido bastante», dijo a Efe Yuta Ito, de 24 años y uno de los que portó a la marcha un cartel por el fin de las nucleares. «Deberían cerrar todas las centrales nucleares. En Japón tenemos la tecnología para crear nuevas fuentes de energía, pero el Gobierno elige la nuclear porque es más barata», opinó. Al término de la marcha, los participantes rodearon con una cadena humana el Parlamento. No solo en Japón hubo marchas antinucleares. Miles de personas se manifestaron en Alemania en contra de la energía nuclear formando cadenas humanas en cuatro centrales, la más espectacular en la central de Brokdorf.

En España, manifestantes antinucleares se concentraron cerca de la central de Garoña, en el norte de España, para reclamar el cierre de esta instalación nuclear, la más antigua del país.

Un año después del terremoto que desató la peor crisis en Japón desde la Segunda Guerra Mundial, el Gobierno se comprometió a acelerar la reconstrucción de las zonas todavía arrasadas y a hacer del archipiélago un lugar más seguro ante los desastres naturales. El aniversario de la catástrofe se conmemoró en Tokio con un memorial en el Teatro Nacional al que asistió la cúpula del Ejecutivo nipón y el emperador Akihito, pese a su delicada salud.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos

Marchas antinucleares a un año de Fukushima