Iago Aspas y once más

M. V. F. VIGO

GRADA DE RÍO

Los lectores de Grada de Río, con más de 280.000 votos emitidos a lo largo de toda la temporada, aprueban a doce célticos en el curso 2018/2019

28 may 2019 . Actualizado a las 22:15 h.

A lo largo de toda la temporada, lGrada de Río ha dado la opción de puntuar a cada jugador después de cada partido de Liga. Del cálculo de la nota media de cada jugador partiendo de las calificaciones de los 38 encuentros, con más de 280.000 votos emitidos, doce futbolistas del equipo vigués han aprobado, por 16 que no alcanzan el cinco. La nota media de todos ellos se queda en un 4,72, mientras que la media de todas las notas en todos los partidos (entrenadores incluidos) no pasa del 4,88.

Sin rival para Iago Aspas

Iago Aspas es el jugador más valorado, con una media de 7,1 y puntuado como el mejor del equipo en13 de los 27 partidos que disputó, además de estar entre los tres mejores en otros siete. Suyos son cuatro sobresalientes (9,67 frente al Villarreal; 9,51 ante la Real y ante el Eibar y 9,21 ante el Huesca, todos en Balaídos). Suspendió en tres partidos en la primera vuelta en los que sus notas están igualmente entre las más altas. De hecho, su límite por abajo es un 4,38 ante el Sevilla en el Sánchez Pizjuán. En la encuesta realizada sobre la temporada en su conjunto una vez terminada, la calificación del moañés se va hasta el 9,4.

El podio de mejores jugadores del curso en esta encuesta lo completan Lucas Olaza (6,16) y Rubén Blanco (5,84). Precisamente, el mosense fue el mejor en siete de los partidos en los que no estuvo Aspas. El honor de haber sido el mejor en algún partido corresponde a Aspas (13), Rubén (7), Maxi (5), Beltrán (3), Néstor (2), Brais (2), Boufal (2) y en uno cada uno, Pione, Okay y Lobotka.

16 suspensos

Los aprobados globales se completan con Maxi Gómez (5,56), Beltrán (5,53), Costas (5,49) -el central que mejor parado sale-, Okay (5,44), Hugo (5,37), Lobotka (5,37), Kevin (5,19), Sergio (5,14) y Boufal (5). Por el contrario, suspenden Néstor (4,93), Brais (4,65), Júnior (4,64), Cabral (4,59), Hjlsager (4,4), Boudebuz (4,36), Hoedt (4,32), Jozabed (4,14), Dennis (4,12), Pione (3,86), Roncaglia (3,76), Jensen (3,69), Juncà (3,55), Apeh (3,55), Mor (3,36) y Mazan (3,26 en su único partido).

Hasta quince jugadores distintos fueron al menos una vez el peor valorado de un partido. Se llevan la palma Jozabed y Pione, en seis ocasiones cada uno, seguidos de Mor (4), Cabral, Boufal, Okay y Brais (3), Néstor y Juncà (2) y una vez cada uno Mazan, Roncaglia, Rubén, Boudebouz, Maxi y Costas. Si la nota más alta para cualquier jugador en cualquier duelo es para Aspas, la peor corresponde a Pione (1,26 con el Rayo enfrente).

Partido a partido

El mejor encuentro de la temporada por las medias de todos los jugadores que intervinieron y el entrenador es el Celta-Atlético de la tercera jornada con un 7,37, único que llega al notable. Le siguen el partido contra la Real en Balaídos de la jornada 31 (6,89) y el Celta-Girona (6,67) de dos fechas antes. El mejor a domicilio es el Levante-Celta de la segunda jornada (6,56).

Todas las victorias del equipo reciben una nota superior al cinco, mientras que también sobrepasan esa barrera los empates ante Huesca, Betis, Valencia, Alavés y los dos tanto frente a Espanyol como ante Leganés. Por el contrario, reciben el suspenso los empates contra Valladolid, Getafe y Rayo. Además, todas las derrotas sacan una nota de suspenso con una única excepción, el Barcelona-Celta de la jornada 17 (5,02). El peor partido según estos datos fue el Rayo-Celta de la jornada 19 (2,43), seguido del Celta-Levante de la 24 (2,57) -duelos en los que ningún futbolista llega al cinco en su nota individual- y el Eibar-Celta de la 37 (3,22).

Además, hubo seis partidos en los que todos los jugadores que intervinieron lograron el aprobado: frente al Levante fuera y, todos en casa, Atlético, Eibar, Leganés, Girona y Barcelona.