La presidenta balear también traslada su malestar por el bloqueo de Hacienda: «Esto no es justo»

r. s. REDACCIÓN / LA VOZ

GALICIA

LLITERES

«El bloqueo político no puede afectar a nuestras cuentas», denuncia la socialista Armengol ante el presidente Sánchez

08 ago 2019 . Actualizado a las 20:17 h.

El problema del bloqueo de las llamadas entregas a cuenta a las comunidades no es, lógicamente, un asunto exclusivo de Galicia, aunque es cierto que fue la comunidad que destapó el problema y la más activa en apremiar a Hacienda a que se dé una solución urgente a la deuda pendiente (530 millones en el caso de Galicia, más otros 170 de cursos anteriores).

Detrás de la reclamación de la Xunta hay también una vertiente política: hay choque entre los partidos que gobiernan Galicia y España. Y por ello las quejas que han llegado desde ejecutivos autonómicos socialistas han sido más atenuadas. Hasta que este miércoles tomó la palabra la presidenta de Baleares. Y lo hizo Francina Armengol ante su jefe de partido, Pedro Sánchez, tras una reunión en Mallorca. «Si el Gobierno debe a las comunidades y no puede pagar porque está en funciones, lo que no es justo es que no podamos presupuestar en base a los servicios que hemos de dar a la ciudadanía por un problema de bloqueo político a nivel nacional. Le he pedido que se busquen fórmulas legales para cobrar y para que no afecte al presupuesto», explicó la presidenta de Baleares.

«Esta es una situación indeseable»

Armengol recordó que el Estado debe 4.700 millones de euros a las comunidades autónomas, y 177 millones a Baleares en concepto de entregas a cuenta y que su ejecutivo ya había incluido en sus previsiones. Es lo mismo que le sucede a Galicia con esos 530 millones. Un descuadre, «una deuda, no un agujero», precisó la socialista. «Esta es una situación indeseable».