La oposición pide la dimisión de la valedora por interceder para dar una plaza a una candidata

Milagros Otero acata el fallo del TSXG que obliga a retrotraer el proceso, aunque estudia recurrirlo


Redacción

Todos los grupos de la oposición en Galicia, En Marea, PSdeG-PSOE y BNG, han coincidido en pedir la dimisión de la valedora, Milagros Otero, tras conocer la sentencia del Tribunal Superior de Xustiza de Galicia (TSXG) que ordena anular el nombramiento de un puesto de libre designación en el Valedor do Pobo por irregularidades en el proceso.

El fallo considera que Milagros Otero intercedió para que el puesto le fuese otorgado a María Puy Fraga -hermana del portavoz el PP en el Parlamento gallego, Pedro Puy- y que cometió «desvío de poder» y «arbitrariedad» mostrando «interés de que fuese seleccionada» la persona que finalmente resultó elegida pese a que había decidido abstenerse de participar en el procedimiento. Una decisión que en un principio no explicó pero que, una vez iniciado el proceso judicial, la valedora justificó alegando que ella fue discípula de un catedrático de Derecho, Francisco de Paula Puy Muñoz, que es a su vez padre de María Puy Fraga, que fue quien finalmente se hizo con el puesto de jefa de servicio de Administración y Personal.

El portavoz de En Marea, Luís Villares, considera que Otero «non pode continuar nin un minuto máis» al frente de una institución «que debe mirar polos dereitos dos galegos» y ve un sinsentido que quien debe velar contra los abusos de poder de las administraciones «actuase abusando do seu poder para enchufar a xente próxima a ela». Villares resalta que la valedora «enchufou a unha amiga súa», lo que a juicio del portavoz del partido instrumental es «inaceptable e indigno» y supone «un desprezo» por el resto de candidatos que se presentaron al puesto en la institución.

Los socialistas son de la misma opinión y creen que «por responsabilidade política» la valedora debe presentar su dimisión y no continuar «ao fronte dun órgano encargado de velar polos dereitos de todos». Para el PSdeG-PSOE, la sentencia del TSXG es «de extrema gravidade» y exige una reacción «que deixe limpa a imaxe e a exemplaridade» de la institución.

Por su parte, la portavoz del Bloque Nacionalista Galego, Ana Pontón, tachó en una red social de «escándalo» la sentencia del alto tribunal gallego y señaló que «a valedora do pobo debe presentar a súa dimisión».

Respeto a la ley

El Valedor do Pobo se limitó ayer a emitir un breve comunicado en el que asegura que «en relación coa recente sentencia recaída no recurso contencioso-administrativo contra o resolto nunha convocatoria para a cobertura dunha praza (...), a actuación da institución foi en todo caso dirixida cara ao máximo respecto ás condicións legais do procedemento».

Pese a considerar que actuó correctamente, el Valedor acatará «en todos os seus termos, como non podía ser doutra forma» la sentencia y retrotraerá el expediente administrativo «para realizar novamente determinados trámites nos aspectos que sinala». Ese «máximo respecto ás decisións do Poder Xudicial» no significa que la institución vaya a renunciar a recurrir el fallo del Tribunal Superior de Xustiza de Galicia, algo que estudiarán en los treinta días que tienen de plazo antes de acudir en casación ante el Tribunal Supremo.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
58 votos
Comentarios

La oposición pide la dimisión de la valedora por interceder para dar una plaza a una candidata