Latinoamérica y los países del África lusófona son los principales beneficiarios


Observando el mapa mundi de la cooperación gallega, los países prioritarios de cara a obtener ayudas para el desarrollo aparecen concentrados en Latinoamérica y en estados del África lusófona. Honduras, Nicaragua, El Salvador, República Dominicana, Bolivia, Perú, Ecuador y Mozambique son algunos de esos puntos. Pero la ayuda humanitaria gallega también ha llegado a la frontera entre Hungría y Serbia, a Nepal, Congo, a los campos de refugiados saharauis, Cuba, Colombia, Mali, Chad, Kenia y Sudán del Sur.

No hay que olvidar tampoco los fondos destinados a becas para la formación de personal experto en cooperación.

Pesca y agua

La especialización es una de las características de la cooperación gallega. Proyectos dedicados al desarrollo de la pesca, a promover la acuicultura, a la instalación de una buena red de saneamiento o a la potabilización de agua suelen tener prioridad a la hora de ser elegidos. La razón no es otra más que la amplia experiencia que las oenegés de Galicia tienen en esos campos.

No quiere eso decir que los gallegos no aporten fondos a otros asuntos como la puesta en marcha de un programa educativo como el que desarrolla Entreculturas en los campos de refugiados de Sudán del Sur o que no colabore a través de convenios con entidades como Farmamundi cuando hay una emergencia muy puntual como la ocurrida el año pasado en Nepal.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Latinoamérica y los países del África lusófona son los principales beneficiarios