Harrison, el resucitador

Ningún actor ha manejado héroes tan icónicos. Ni ha sido capaz de recuperarlos más allá de los 60. Con Deckard, el Blade Runner, completa su trilogía

.

Hace unos meses cobró cierta popularidad un divertido cruce de tuits entre Ian McKellen y Harrison Ford. El actor inglés subió una foto en la que aparecía con una camiseta en la que se podía leer: «Yo soy Gandalf y Magneto, supera eso». Al poco tiempo, Harrison Ford lanzó otra con una camiseta idéntica a la de McKellen pero con una leyenda distinta: «Yo soy Han Solo, Indiana Jones y Blade Runner. Yo soy el puto amo». Hace bien Ford en presumir de sus personajes porque pocos actores en la historia habrá encarnado a tres héroes de la pantalla con tanto enjundia como los suyos. Y tanta capacidad para resucitar porque, con el proyecto de Ridley Scott que pilota Denis Villeneuve para rescatar a Rick Deckard, Ford pone el colofón a su trilogía de héroes, recuperados todos más allá de los 60. Quién se lo iba a decir en los años 80 del siglo pasado, cuando se bajaba del Halcón Milenario para agarrar el látigo y el sombrero o para embutirse en el guardapolvo futurista y manejar aquella máquina supuestamente infalible que destripaba la verdad y la mentira a través del cristalino: «Estás en un desierto caminando en la arena cuando miras para abajo y ves a una tortuga. Está caminando hacia ti. Te agachas y le das la vuelta sobre su espalda. La tortuga queda sobre su caparazón quemándose al sol. Moviendo sus patas para tratar de darse vuelta. Pero no puede. No puede sin tu ayuda. Pero no la estás ayudando. ¿Por qué?» ¿Recuerdan? Probablemente, Rick Deckard es la composición más compleja de Harrison Ford en este triángulo ochentero, dado que aún es posible dedicar un buen rato a discutir con cualquier friki de la película si Deckard era o no un replicante.

Es posible que alguna luz se encienda sobre el debate en Blade Runner 2049, la secuela que protagonizará Ryan Gosling y en la que Ford volverá a interpretar a Deckard. Ridley Scott, que en principio anunció que él se encargaría de dirigir su propia secuela, abandonó finalmente la dirección, aunque no la producción ejecutiva. En cualquier caso, la presencia de Scott y la del guionista Hampton Fancher, hacen intuir que la secuela matendrá en lo posible el espíritu de una película que supuso un hito en el cine de ciencia ficción. Fancher firma también la historia, basada en la novela original de Philip K. Dick, sobre la que se rodó la primera película.

Hasta ahora, el argumento se ha mantenido en secreto, aunque sí se sabe que la acción parte treinta años después del final de la película original (un final varias veces reformado en estos 35 años, dicho sea de paso). Un nuevo Blade runner llamado K e interpretado por Ryan Gosling descubre un inquietante secreto que le sitúa en la necesidad de encontrar a Deckard. Y ese encuentro es lo que se puede ver en el tráiler difundido por la Warner Brothers. La película se estrenará en octubre y el avance ya se ha podido ver en los cines. Además de Ryan Gosling y Harrison Ford, completan el reparto Ana de Armas, McKenzie Davis y Robin Wright. El punto de partida no puede ser más prometedor.

Sea cual sea el resultado, Harrison Ford habrá culminado la hazaña de desempolvar a sus tres héroes más carismáticos. Aunque una cosa es resucitarlos y otra hacerlo con dignidad. Indiana Jones y el reino de la calavera de cristal ya mostraba a un héroe algo cascado y poco verosímil. Y la primera entrega de la última trilogía de Star Wars traía a un Han Solo más bien decrépito. No es algo que parezca importar mucho a los productores porque Spielberg ya ha anunciado que habrá una quinta entrega de Indiana Jones. Y la protagonizará, por supuesto, Harrison Ford.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Comentarios

Harrison, el resucitador