Aldea Nova propone excursiones burbuja para los centros educativos

Sugiere visitas por clases, para mantener los mismos grupos de los colegios


NARÓN / LA VOZ

Los grupos burbuja de los colegios se pueden reproducir en las visitas a la granja escuela Aldea Nova, en Sedes (Narón). El centro propone excursiones reducidas, con el mismo número de alumnos que los que comparten aula, para ofrecer seguridad y tranquilidad al profesorado, los estudiantes y las familias. «Estamos en el típico parón por el inicio del curso, pero notamos que los colegios que a estas alturas ya nos estaban pidiendo excursiones para octubre o noviembre, o para fin de curso, se están animando poco», reconoce María Beceiro, que forma parte del equipo de Aldea Novoa y de la granja Belelle, en Neda.

La propuesta de Aldea Nova consiste en grupos reducidos, de niños que ya comparten espacio en su colegio, con un monitor por grupo. «El recinto es muy grande y es fácil mantener las burbujas del colegio. Tenemos suficiente infraestructura para que cada grupo pueda usar un baño diferente y para que no estén juntos tampoco en el comedor. Hay un patio muy grande que podría usarse para las meriendas», explica la coordinadora de las visitas. Cuenta que algún centro de enseñanza les ha propuesto llevar a una clase cada día, para no tener que compartir el transporte. «Este año, lo que no vamos a hacer en ningún caso es que los niños de un colegio interaccionen con los de otro, eso ya no lo contemplamos», remarca.

Con el fin de la temporada estival, la actividad ha caído en Aldea Nova, no así en la granja Belelle, donde continúan recibiendo gente. «En verano tuvimos muchísimas visitas para ver los animales y montar en el poni, de familias o grupos pequeños que ya hacían otro tipo de actividades juntos, porque tampoco quisimos mezclar a gente que no se conocía. Aún ahora sigue viniendo gente, aunque ya menos. Y la escuela de equitación, que siguió funcionando siempre, salvo durante el confinamiento, ya está con los nuevos horarios».

Cumpleaños y alojamiento

Los campamentos organizados por el Concello de Narón contribuyó a salvar la temporada en Aldea Nova, igual que los cumpleaños infantiles. «Tenemos la ventaja del espacio y al ser al aire libre, las familias están más tranquilas», señala Beceiro, Las bodas que tenían previsto celebrarse este verano se aplazaron hasta el año próximo, debido a la pandemia. Sí se mantuvo la actividad en el alojamiento, «con surfistas de las escuelas que vinieron a Pantín a ver el campeonato, y otra gente vinculada con este deporte», agrega.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ferrol

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Comentarios

Aldea Nova propone excursiones burbuja para los centros educativos