Como un mini Mégane

La quinta generación del Renault Clio, un modelo que ya ha vendido 15 millones de unidades, será presentada en un par de semanas en el salón del automóvil de Ginebra y llega para liderar el segmento de los urbanos.


Desde que saliera al mercado en 1990 el Clio fue uno de los preferidos de los automovilistas europeos en el segmento B (los coches urbanos alrededor de 4 metros de longitud).

Ahora hemos conocido las primeras imágenes de una quinta generación en la que se aprecia el paralelismo con las líneas de su hermano mayor el Mégane, otro de los éxitos de Renault.

De entrada, sus líneas de capó y parrilla frontal, además de las luces diurnas en forma de C reconocibles en los nuevos modelos de Renault, le dan un aspecto más dinámico y agresivo.

Este Clio será la punta de lanza del plan estratégico de la marca Drive the Future 2017-2022, en el que se aborda una revolución en tres direcciones. En primer lugar la electrificación, y así el nuevo Clio anuncia ya que tendrá un motor híbrido E-Tech; en segundo lugar la conectividad, que también estará presente en el nuevo modelo y en tercer lugar la autonomía, cuyas ayudas a la conducción están presentes en el nuevo coche.

De hecho, el Clio de quinta generación será el primero que montará la plataforma CMF-B, que permite implementar todas estas tecnologías.

Donde se notará la evolución del modelo será en su interior, totalmente renovado y con más calidad percibida. Además libera mucho espacio para los pasajeros e incorpora una pantalla multimedia de 9,3 pulgadas, la más grande de su categoría. El cuadro de instrumentos también será digital. El maletero contará con 391 litros, de los más grandes de su categoría. El Clio se suma a otros modelos de su segmento que serán renovados este año, como el Peugeot 208 y el Opel Corsa.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Tags
Comentarios

Como un mini Mégane