Por una sanidad más fácil

Con el objetivo de mejorar la atención al ciudadano y facilitar la labor de los profesionales, la consellería de Sanidade aborda la actualización de la Lei de Saúde, con una nueva organización territorial. simplificada

.

El tiempo transcurrido desde la entrada en vigor de la Lei de Saúde, casi diez años, ha desembocado en una nueva realidad social marcada por cambios normativos, geográficos, socioeconómicos, demográficos, laborales, epidemiológicos y de accesibilidad. En este nuevo escenario, y con el objetivo de avanzar adaptando el sistema al momento actual y encarar futuros retos, la Consellería de Sanidade impulsa la reforma de la ley para que el sistema asistencial progrese en los resultados para la ciudadanía. Los profesionales con los que cuenta el sistema sanitario son una pieza clave para que una organización más eficiente pueda garantizar una atención al paciente más homogénea, de calidad y cada vez más próxima al ciudadano.

El borrador del anteproyecto de la reforma establece una nueva organización territorial simplificada, con una división por áreas, que se corresponde con las Eoxi, y por distritos, como subdivisión de esas áreas, con la que se favorece una óptima utilización de los recursos humanos y materiales. En estos momentos, el modelo territorial vigente desde 2008 ha quedado superado por normativas posteriores que se han ido superponiendo y por la propia realidad social.

La simultaneidad de mantener las 11 áreas originales, 7 Estruturas Organizativas de Xestión Integrada y 14 hospitales derivaba en disfunciones que necesariamente hay que corregir para evitar el anquilosamiento del sistema. La adaptación administrativa de la organización territorial facilitará una coordinación entre primaria y hospitalaria más eficiente, con criterios unificados en la cobertura asistencial para todos los pacientes, independientemente de donde residan, protocolos únicos de área y un nivel mayor de interactuación de los profesionales de ambos niveles asistenciales.

En este apartado de la reforma se aborda la modificación administrativa que adecúa la normativa a la realidad, pero que no implica ningún cambio para los ciudadanos. No se producirán, por tanto, cambios ni en la asignación de médicos ni en la de hospital.

El nuevo modelo tomará como referencia la institución hospitalaria para la definición del distrito, que se constituirá de forma estable y sólida como el marco de referencia para la actividad de la atención primaria, hospitalaria y sociosanitaria que se establece alrededor del hospital.

Participación social

La participación social en el ámbito sanitario es uno de los principios rectores del sistema público de salud. Y, en esa línea, la modificación que se aborda simplifica la regulación de los órganos de participación para aproximarlos más a la representación ciudadana pero también más realistas. Así, se prevé la existencia de un órgano autonómico (el Consello Galego de Saúde) e de los de cada área sanitaria (Consellos de Saúde de Área), en los que estarán representados los ayuntamientos de cada área, organizaciones empresariales y asociaciones de pacientes.

Como novedad, se formaliza la creación del Consello Asesor de Pacientes y se deja abierta la posibilidad de establecer otros órganos de participación y consulta para ámbitos concretos de la actividad sanitaria. La reforma permitirá además establecer los principios básicos para la regulación de la investigación, la transferencia del conocimiento y el régimen de colaboración con el sistema público de salud de Galicia, haciendo referencia expresa a la innovación. El título IX da Lei de Saúde, ya modificado con la aprobación de la ley que autorizó la creación de ACIS cambia su denominación e pasa a ser Da docencia, investigación e innovación.

También se creará la Comisión Interdepartamental en materia de educación y salud, que tendrá como objetivo la coordinación de actuación entre las consellerías competentes en el desarrollo de las iniciativas en ese ámbito.

Principalmente, este órgano estudiará los problemas de salud relevantes y su incidencia en el área de la salud y realizará las propuestas de actuación que se estimen necesarias para conseguir un mayor grado de eficiencia en la promoción de la salud en el ámbito educativo.

La regulación se extiende a la condición de «autoridade sanitaria», que se le reconoce a los servicios de inspección sanitarios, a la inspección de salud pública, y a las personas titulares de las jefaturas territoriales, además de los actuales ya recogidos en la Lei 8/2008 (Consello da Xunta, titular de la Consellería de Sanidade, e a los alcaldes y alcaldesas).

Por otra parte, la apuesta del Sergas para mejorar la calidad asistencial que se refleja en esta modificación prevé además reforzar el concurso de traslados para el personal con carácter abierto y permanente. Regula además los itinerarios profesionales para su inclusión en los sistemas de selección y provisión de plazas.

Votación
0 votos
Comentarios

Por una sanidad más fácil