Camps irá a juicio ante el «arsenal de indicios» por una adjudicación a la trama Gürtel

Mateo Balín MADRID | COLPISA

ESPAÑA

Juan Carlos Cárdenas | EFE

El que fuera uno de los barones del PP más destacados se sentará en el banquillo

19 sep 2019 . Actualizado a las 21:26 h.

Un «arsenal de indicios, muy consistentes» y cada uno «suficientemente acreditado». El juez que instruye el caso Gürtel, José de la Mata, despachó con este sonoro argumento las acusaciones contra el expresidente de la Generalitat Francisco Camps en su auto de apertura del juicio oral. El que fuera uno de los barones del Partido Popular más destacados se sentará en el banquillo de la Audiencia Nacional por la presunta adjudicación irregular a la trama corrupta de un expositor en Fitur.

Unos hechos por los que la Fiscalía le pide dos años y medio de cárcel por delitos de prevaricación administrativa y fraude. La acusación popular, en este caso el Partido Socialista valenciano, incluye además tráfico de influencias y eleva la petición a nueve años. Según el instructor, Camps participó en la adjudicación del contrato de Grandes Eventos Fitur 2009 a favor de Orange Market, empresa de Francisco Correa

«Ilegales fórmulas de pago»

Lo hizo «para favorecer» a dicha mercantil «como venía haciendo desde el 2005 a cambio de su paciencia y resignación ante el impago de la multimillonaria deuda» que el PP valenciano tenía con Orange Market, y su colaboración al aceptar las ilegales fórmulas de pago que el partido utilizaba» para ir cancelándola. Es más, el juez sostiene que Camps dio indicaciones a la ex directora general de promoción institucional Dora Ibars para ello, como también piensa la Fiscalía, que cuantifica el montaje en 366.529 euros. Para dicha adjudicación el responsable de la trama en Valencia, Álvaro Pérez, el Bigotes, y el contable de Orange Market, Cándido Herrero, se concertaron con Camps para que se hiciera «sin procedimiento de contratación alguno».