Los Ángeles del Infierno iban a construir un circuíto de Fórmula 1 en Mallorca para blanquear

Veinticinco personas, entre ellas el líder europeo de la banda, han sido detenidas en una operación policial


La banda criminal de Los Ángeles del Infierno, 25 de cuyos miembros han sido detenidos en Mallorca, pretendían blanquear parte del dinero obtenido con sus negocios ilícitos con la construcción de un circuito de Fórmula 1 en la isla balear.

Según ha informado hoy el Ministerio del Interior, los detenidos de esta conocida banda de moteros querían invertir en este proyecto una importante cantidad de dinero procedente de sus actividades ilegales de Turquía y Alemania.

El líder europeo de los Ángeles del Infierno es uno de los 25 detenidos en la operación policial llevada a cabo en Mallorca contra esta banda por diversas actividades delictivas y que ha supuesto el desmantelamiento del entramado de empresas y negocios fraudulentos que servían para cometer el blanqueo de capitales.

Según ha informado el Ministerio del Interior, las actividades criminales de los detenidos van desde un homicidio en grado de tentativa hasta blanqueo de capitales, tráfico de drogas y de armas, delitos relativos a la prostitución, extorsiones, atentado a agente de la autoridad, apropiación indebida, amenazas, coacciones, robo con violencia, extorsión y detención ilegal.

El juez de la Audiencia Nacional Eloy Velasco se ha desplazado hoy a Mallorca para comenzar el interrogatorio de los detenidos, entre ellos los máximos responsables de la banda en Mallorca y el líder de la organización en Alemania, que lo es también a nivel internacional.

Los Ángeles del infierno están considerados una mafia y funcionan en lo que ellos denominan «capítulos» o grupos. El de Mallorca es el más importante, está integrado por personas de toda Europa, pero predominan los alemanes, y sus cabecillas están reclamados por la Justicia germana por varios delitos

Los ingresos obtenidos con las diferentes actividades delictivas eran blanqueados por «capítulos» en otros países.

Las operaciones de blanqueo de capitales eran realizadas a través de un entramado de empresas a nombre de testaferros, que también eran usados para figurar como supuestos propietarios de distintos bienes, como una finca en Lloret de Vistalegre (Mallorca), valorada en 2,5 millones de euros y cuyos propietarios reales serían el líder en Europa y un colaborador.

En la operación policial, desarrollada de forma conjunta por la Policía y la Guardia Civil, se han practicado 30 registros en los que se han intervenido armas de fuego, varias armas blancas, una defensa eléctrica, 10 automóviles, 4 motocicletas de alta gama, embarcaciones, cerca de 50.000 euros, numerosas joyas y diversas cantidades de cocaína, marihuana y anabolizantes.

Según Interior, las investigaciones comenzaron hace dos años contra esta organización delictiva de ámbito internacional que gira en torno a un club de moteros mundial conocido como los HAMC (Hell's Angels Motor Club).

Sus miembros se dividen en «capítulos» diseminados en cerca de 40 países en los cinco continentes y en el caso de España se encontraban afincados en Mallorca por su situación geográfica y la presencia de ciudadanos extranjeros, potenciales víctimas de sus prácticas de extorsión.

Además de diversas actividades criminales, los detenidos también están acusados de tenencia ilícita de armas, que es habitual entre los investigados dada su disposición a la violencia y al uso de armas blancas y de fuego.

Los detenidos usaban de forma habitual la violencia para cometer diversos delitos y para enfrentarse a otras bandas rivales.

De hecho, en el verano de 2010 una veintena de miembros de otra banda motorista fueron detenidos en Mallorca por delitos de desórdenes públicos y lesiones con arma blanca tras protagonizar una pelea.

En menos de un día se habían trasladado hasta la isla desde diferentes puntos de España y Alemania para vengar una agresión por uno de sus miembros.

Esta banda de moteros cuenta también con un grupo de falsificación de pasaportes, cartas de identidad y permisos de conducir.

Dicho grupo tiene su residencia en Bulgaria, país desde el que suministran de documentación falsificada a otros «capítulos» en Europa, para ocultar los antecedentes delictivos de la mayoría de los integrantes de la organización y obstaculizar el trabajo policial y judicial.

Según Interior, una importante fuente de ingresos del grupo provenía de la explotación sexual de mujeres en distintos clubes de Alemania.

Las víctimas eran obligadas a prostituirse bajo amenazas y coacciones e incluso llegaban a utilizarlas como personas interpuestas en trámites administrativos como la titularidad de empresas o bienes.

Según la investigación, en ocasiones eran las propias víctimas las encargadas de transportar hasta España los beneficios en metálico obtenidos por el ejercicio de la prostitución en el país germano.

Otra de las vías de obtención de dinero consistiría en la práctica de extorsiones (también cobro de deudas o «consecución» de inversiones o propiedades), principalmente a ciudadanos extranjeros.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
5 votos

Los Ángeles del Infierno iban a construir un circuíto de Fórmula 1 en Mallorca para blanquear