La capital aprende a bailar

Madrid, Madrid, Madrid Ángel Corella y Tamara Rojo presentan en la metrópoli sus nuevos espectáculos


?arta de permanecer estática, la capital ha decidido mover el esqueleto y demostrar que también tiene cualidades para el baile. Para poder perfeccionar su ritmo y armonía, cuenta con la experiencia de dos profesores de excepción: Ángel Corella y Tamara Rojo .El prestigioso bailarín madrileño estrena esta noche en el teatro de la Zarzuela un programa doble en torno al Quijote y a Shakespeare , acompañado por las Estrellas del American Ballet (AB), compañía en la que es la figura principal. El artista mostró ayer durante la presentación su satisfacción por volver a su ciudad natal después de casi 12 años y reclamó la creación de una compañía de danza clásica en España, como ya ha hecho en otras ocasiones. Corella, que salió de la capital a los 19 años «para buscar fortuna en el extranjero», según declaró, recordó que desde hace años está trabajando en este tema a través de la Fundación que lleva su nombre, y cuyos pricipales objetivos son: crear una compañía internacional de danza y una escuela. Por lo que se refiere al espectáculo, que permanecerá hasta el viernes, el premio Nacional de Danza adelantó que el programa relativo al mítico personaje de Cervantes incluye coreografías de David Parson , Willian Forsythe , George Balanchine y Christopher Wheeldon , además de la Suite del Quijot e, en la que lucirá uno de los trajes del famoso Baryshniko . El segundo recital recreará a Shakespeare con obras muy conocidas, como Fierecilla domad a, Sueño de una noche de veran o y Romeo y Julieta. La novedad es que voces muy conocidas de artistas españoles introducirán cada paso a dos. Entre ellas se encuentran las de Ángela Molin a, Javier Cámar a, Liberto Raba l o Rafael Amarg o.vuelve esta noche a calzarse las puntas para representar el ballet Blancanieves , concebido para ella por el compositor Emilio Aragón y por el coreógrafo Ricardo Cué , sobre el escenario del Teatro Albéniz. A pesar de seguir con su lesión de tobillo, que hizo temer el gran estreno en Bilbao, la primera bailarina del Royal Ballet de Londres, reciente premio Príncipe de Asturias de las Artes, se recupera día a día y se alegra de poder actuar de nuevo en la capital.Rojo, junto a los bailarines Iñaki Urleazaga y José Martín , representará Blancanives hasta el próximo 13 de noviembre en Madrid. Aragón, que estará acompañado en el coso por la Orquesta de la Comunidad de Madrid, recordó la intensidad tremenda del estreno en el Teatro Arriaga de Bilbao, por el esguince de Tamara. «Se confirmó la regla: un ensayo general preocupante y un estreno mágico», afirmó el artífice, que gestó este proyecto -«el primer ballet clásico cien por cien español»- en el 2001 junto a Cué, en la Gala de los premios Max. Aragón eligió Blancanieves , de los hermanos Grimm, dejándose llevar por «la magia» de este relato universal y no dudó ni un momento en pensar en Rojo para el papel protagonista. «Tamara es la mejor bailarina del mundo», dijo Aragón, recordando cómo en Bilbao desde el foso se veía a la artista «flotar» y en el camerino veía su tobillo hinchado. «Sigo levitando por el éxito y en Madrid ocurrirá lo mismo», puntualizó. Por su parte, Tamara Rojo restó importancia a las palabras de Aragón, se limitó a negar que sea la mejor y dedicó sus palabras a alabar este ballet. «Es un gran proyecto, con las cualidades justas para que el púbico disfrute», afirmó. También recordó cómo se lesionó dos días antes del estreno en Bilbao, un esguince del que no se queja y del que dijo que se va curando con los días. Este contratiempo sólo ha provocado que la bailarina haga los giros a la izquierda, en lugar de a la derecha.El argentino Dario Grandinetti y el novel español Álex González comparten atracos, peleas de boxeo y amistad en Segundo Asalto , última película de Daniel Cebrián , que le valió el premio Pilar Miró al Mejor Nuevo Director en la Seminci de Valladolid, y cuyo guión firma junto a Imanol Uribe .El largometraje se estrena el viernes y Daniel Cebrián espera que nadie vaya a verla «esperando una película de boxeo o atracos», ya que es un film complicado de enmarcar en un género. «Puede ser melodrama, realismo social o trama policiaca», apuntó ayer en la presentación del filme el director, que asegura haber jugado a su conveniencia con los diferentes elementos que disponía para contar «una historia de encuentro entre dos personajes». Segundo asalto narra la historia de Ángel ( González ), un joven con dificultades económicas que quiere dedicarse al boxeo, y Vidal ( Grandinetti ), un atracador de bancos argentino que le ofrece, si trabaja junto a él, una vida llena de dinero, reconocimiento y respeto.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos

La capital aprende a bailar