Los alquileres podrán subir un 10 % en zonas tensionadas si se hacen contratos de diez años

C. Alba MADRID / COLPISA

ECONOMÍA

CESAR QUIAN

El recargo del IBI a la vivienda vacía solo se aplicará a los propietarios que tengan al menos cuatro inmuebles

25 oct 2021 . Actualizado a las 21:45 h.

Con ocho meses de retraso, el Consejo de Ministros dará luz este martes verde a la nueva Ley de Vivienda con la que el Ejecutivo pretende revitalizar la oferta de alquiler asequible mediante incentivos fiscales y control de precios en las zonas donde los precios han subido de forma exponencial en los últimos años.

Según el borrador de la norma, finalmente se considerará como zona tensionada (permitiendo así limitar las subidas), aquella donde el gasto medio de los hogares en vivienda, incluyendo los suministros, supere el 30 % de sus ingresos medios. También se incluyen aquellas zonas (pueden ser barrios o distritos) en las que los precios hayan subido en cinco años cinco puntos por encima de lo que lo haya hecho el IPC de la comunidad. Por ejemplo, si la inflación sube un 5 % y los precios de la vivienda, un 10 %.

En ellas se establecerá un férreo control de los precios, limitando los nuevos contratos a la renta del anterior e incluso obligando a bajarlos en determinados casos a los grandes tenedores (personas físicas o jurídicas con más de 10 viviendas o una superficie construida de más de 1.500 m2 para uso residencial). Se hará a través de esos índices de referencia que el Gobierno deberá poner en marcha en un plazo de 18 meses.