Galicia recupera terreno en el mercado americano tras la tregua arancelaria

Manoli Sío Dopeso
M. Sío Dopeso VIGO / LA VOZ

ECONOMÍA

Raúl Martínez | Efe

Las exportaciones crecen en el primer semestre por primera vez en 4 años

01 ago 2021 . Actualizado a las 05:00 h.

Estados Unidos empieza a dejar de ser un dolor de cabeza para las exportaciones gallegas, en especial para las de la industria alimentaria. Hasta hace unos pocos meses, cuando una botella de vino albariño o una garrafa de aceite entraba en un hogar estadounidense, lo hacía con un sobreprecio geopolítico que lastraba la competitividad de las empresas exportadoras: el de los aranceles del 25 % aplicados por Washington a ciertos productos agroalimentarios europeos como represalia por el conflicto entre Boeing y Airbus. Como se esperaba, el cambio de inquilino de la Casa Blanca ha destensado las relaciones entre ambas potencias y eso ya tiene repercusiones inmediatas

Bajo el mandato de Joe Biden, la Unión Europea y Estados Unidos alcanzaron un acuerdo, para eliminar los penosos aranceles que se habían impuesto dentro de la guerra comercial de la aviación civil, por un plazo de cinco años, período durante el que negociarán una salida definitiva a la crisis.

El balance del comercio exterior de la comunidad gallega durante los cuatro años de Administración Trump es claramente negativo. Muestra una contundente caída de las exportaciones a EE.UU. al pasar de los 580 millones de euros facturados en ventas al mercado norteamericano en el 2017, a los 415 millones del 2020. No se puede obviar que en este descenso hay un impacto directo de la crisis desencadenada por la pandemia del covid-19. Pero el daño de la política proteccionista implantada en la era Trump, con aranceles que penalizaron hasta con un 25 % importantes exportaciones gallegas, es irreparable. Y prueba de ello es que, según la estadística de comercio exterior del Ministerio de Industria y Comercio, en octubre del 2017, cuando arrancó la nueva política arancelaria, Galicia vendía productos a EE.UU. por valor de 51,7 millones. A partir de ese momento, las exportaciones comenzaron a descender de forma progresiva durante los meses previos a la pandemia y en marzo del 2020, apenas sumaban 31 millones; mientras que en mayo de este año, ya se aprecia un repunte hasta los 59 millones..