Las empresas podrán sacar de los ERTE a sus empleados progresivamente

Trabajo permitirá que se recupere solo a una parte de la plantilla y se facilitará el tránsito hacia las reducciones de jornada


Las empresas que estuvieran aplicando expedientes de regulación temporal de empleo (ERTE) podrán renunciar a estos progresivamente para parte o toda la plantilla y «facilitar su tránsito» hacia las reducciones de jornada, «que suponen un menor impacto económico sobre la persona trabajadora». Así lo explicó el Ministerio de Trabajo y Economía Social en un criterio publicado este viernes sobre la aplicación de las medidas de suspensión y reducción de jornada.

Concretamente, explica que esto podrá hacerse de forma progresiva conforme vayan desapareciendo las razones vinculadas a la fuerza mayor. Además, apunta que facilitar el tránsito hacia las reducciones de jornada supone «un menor impacto económico sobre los trabajadores» y permitirá atender a la paulatina creciente oferta y demanda de productos y servicios de las empresas.

El criterio dice que la definición concreta de las causas objetivas que integran la fuerza mayor por coronavirus, recogida en el Real Decreto Ley, por el que se estableció el estado de alarma, responden a una causa «externa y perentoria cuyos efectos y ámbitos concretos son decididos en cada momento por las autoridades competentes por razones de salud pública». Esto, según Trabajo, tiene como consecuencia que las distintas medidas puedan ser aplicadas con una intensidad y graduación paulatina y diferenciada.

Así, esta definición ajustada de un escenario de crisis, «no solo permite, sino que hace aconsejable, que las suspensiones o reducciones que se hubiesen adoptado con arreglo a un mayor rigor en la exigencia del confinamiento se vayan dejando de aplicar y sean modificadas en su alcance de acuerdo con la propia evaluación de la situación de emergencia sanitaria, las previsiones de desescalada y los factores a los que responde».

En este sentido, Trabajo afirma que se tiene como precedente de lo anterior la interrupción de actividades no esenciales decretada por el Gobierno del 30 de marzo al 9 de abril y en el que muchas empresas se vieron abocadas a solicitar expedientes de regulación de empleo por causa de fuerza mayor temporal para garantizar la extensión del confinamiento y la restricción de movimientos. «Las exigencias documentales y de procedimiento deben ser imprescindibles», apunta, tras resaltar que bastará con comunicar a la autoridad laboral la renuncia a la medida autorizada o comunicada, ante una recuperación íntegra de la actividad, y trasladar a la entidad gestora de las prestaciones la situación de afección y desafección de cada uno de los trabajadores.

De hecho, remarca que el ERTE garantiza un tránsito «no traumático» hacia una normalidad futura en la que las medidas coyunturales han dejado de ser necesarias. En resumen, el criterio dice que toda la normalidad adoptada por el coronavirus, cuyo pilar o eje fundamental está constituido por medidas de ajuste interno de las empresas, «tiene como objetivo mantener el empleo y proteger a los trabajadores y flexibilizar y agilizar los mecanismos que son imprescindibles para lograrlo».

Yolanda Díaz asegura que los ERTE continuarán, pero «hay que pautar en qué grado y con qué ritmo»

La ministra de Trabajo asegura que los mecanismos de protección para trabajadores y empresas puestos en marcha por el coronavirus «van a continuar»

La Voz

La ministra de Trabajo y Economía Social, Yolanda Díaz, apuntó que los expedientes de regulación temporal de empleo (ERTE) van a continuar, pero «hay que pautar en qué grado y con qué ritmo». La titular del Ministerio apostilló que los ERTE han sido una medida «muy eficaz», por lo que «no tendría sentido que ahora se dejase caer». También quiso mandar un mensaje de tranquilidad y afirmó que los mecanismos de protección para trabajadores y empresas puestos en marcha por el coronvarius «van a continuar».

En una entrevista en Al Rojo Vivo, Díaz dejó claro que continuarán, pero que van a ir cambiando con la reincorporación paulatina de los trabajadores. En estos momentos, la prolongación de esta medida se está debatiendo en la mesa del diálogo social entre el Gobierno y agentes sociales. «Es importante que el diálogo social trabaje y ojalá se llegue a un acuerdo lo antes posible para los ERTE», apostilló, tras afirmar que, este lunes, no se tiene que hacer nada más, ya que los trabajadores continuarán en el ERTE y el trabajador que se incorpore a su trabajo saldrá de este mecanismo de protección social.

La ministra también señaló que el próximo lunes las personas que están en ERTE y cuyos expedientes entraron en el mes de abril, cobrarán la prestación. 

Respecto al Plan de Estabilidad enviado a Bruselas, que recoge que la tasa de paro crecerá hasta el 19 %, la ministra afirmó que los datos están en sintonía con los informes de otras entidades y que el Gobierno es «realista». Además, destacó que el dato de paro no alcanzará las cifras récord que se registraron en la anterior crisis, pero que «es cierto» que va a haber una caída brusca del empleo.

«Creo que la clave está en desplegar medidas que den cobertura social y que permitan una reactivación económica muy importante. La clave para salir de esta crisis es actuar con rapidez», añadió. La titular de Trabajo también remarcó que hay que poner «más que nunca» el valor de los impuestos, que están demostrando que son imprescindibles. Al igual que cree que hay que reconfigurar la fiscalidad del país, porque se encuentra a siete puntos de la media de la Unión Europea.

Preguntada sobre por qué los autónomos sienten que no son la prioridad del Ejecutivo, Díaz subrayó que el Ejecutivo de Pedro Sánchez tiene «un compromiso absoluto» con este colectivo y que se está trabajando para ayudar en todo lo que se pueda. «Nuestra economía está sustentada en pequeñas empresas y autónomos y esta cadena es lo que permite que funcione, por lo que tenemos prioridad absoluta para ayudarles», ha incidido.

Por otro lado, la ministra cree que este 1 de Mayo va a hacer historia, porque las calles están vacías, pero los trabajadores están «más presentes que nunca, porque son los que están salvando las vidas del país». «Son muy duras las cifras que tenemos encima de la mesa y vamos a vivir semanas intensas que nos van a poner un escenario duro y profundamente dañoso para todos», según Díaz.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
4 votos
Comentarios

Las empresas podrán sacar de los ERTE a sus empleados progresivamente