Una noche de ilusión cargada de magia


Lalín / la Voz

Es la noche más esperada del año. Miles de niños de las dos comarcas recibieron con ilusión la llegada de los Reyes Magos. Sus Majestades de Oriente cumplieron con la tradición y recorrieron las calles de la mayoría de las localidades de la zona. Las cabalgatas fueron seguidas por mayores y pequeños que llenaron las calles desde primeras horas de la tarde. Melchor, Gaspar y Baltasar lanzaron miles de caramelos desde sus carrozas ayudados por sus pajes.

Las escenas se repitieron en A Estrada, Lalín, Silleda, Agolada, Rodeiro, Vila de Cruces, Forcarei y Cerdedo. Los Reyes atendieron a los niños que aprovecharon para transmitirles sus últimos deseos para esta noche.

En A Estrada hubo cinco carrozas, nueve artificial y una despedida con una lluvia de confeti. La música la puso la Banda Municipal de A Estrada y la de gaitas de Barbude. En Lalín, un burro hizo de cartero real. El desfile lo abrieron los jinetes del club hípico Juan Oliveira y Cabaleiros do Deza. Romanos, pastores, lanceros y estrellas formaron parte de una larga comitiva que contó con más de 150 voluntarios que acompañaron a Sus Majestades, que, tras el recorrido, atendieron a los niños en la carpa de la Praza da Igrexa.

Sus Majestades no se olvidaron de los mayores. Las tres residencias de Lalín fueron las primeras paradas de un Melchor, que a algunos les resultó muy familiar, de Gaspar y Baltasar. En Rodeiro, los Magos también se acercaron hasta el Fogar Enxebre de Río donde departieron con los mayores.

No faltaron tampoco los regalos, en Rodeiro, fueron obsequios unisex, sin distinción de género y una fiesta que acabó con chocolate con churros. En Agolada, el Auditorio Manuel Costa Casares, fue escenario de la actuación de A gata con zocos de A cova das letras y las actuaciones de la coral y la Banda. En Forcarei se entregaron 300 bolsas con regalos y chocolate con rosca, el mismo postre que se sirvió también en Cerdedo. Los niños también disfrutaron de la fiesta y de los regalos en Vila de Cruces y en Silleda se sirvió chocolate con churros. Este año, en Deza, los coches clásicos fueron el medio de transporte elegido por los Magos. A Lalín y a Silleda llegaron en un autobús antiguo y por Rodeiro se pasearon en un coche clásico. Hoy, toca abrir los regalos.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

Una noche de ilusión cargada de magia