El curso de igualdad arrancó con alarma tras las últimas muertes

Representantes institucionales clamaron en Lalín contra la violencia de género

j. b.
lalín / la voz

La decimocuarta edición del curso Novas fronteiras na igualdade de oportunidades 2.0 comenzó ayer con la condena unánime a los cuatro feminicidios ocurridos en las últimas 72 horas en nuestro país. El alcalde de Lalín, Rafael Cuíña, recalcó la importancia de estos cursos de verano para «que as mozas e os mozos se conciencien e avancen na consecución da igualdade». Cuíña quiso poner de manifiesto el trabajo del municipio en materia de igualdad. «Esta liña é a que imos seguir en próximos anos, pois Lalín non se pode entender senón como unha vila exemplar na loita contra a violencia machista», apuntó, para añadir que «é absolutamente fundamental aínda a estas alturas do século XXI, pois trsitemente hoxe mesmo volvemos observar como a violencia machista segue asasinando».

La presidenta de la Deputación de Pontevedra, Carmela Silva, también presente en el acto, comenzó su intervención recordando a las cuatro mujeres asesinadas. «Quero amosar a miña indignación, enfado, rabia, co que ten acontecido en 72 horas en España. ¿Pero isto cando vai rematar?», declaraba Silva. Desde la Xunta, la secretaria xeral de Igualade, Susana López Abella, otra de las asistentes a esta apertura, recalcó la importancia de seguir trabajando para la concienciación y sensibilización social entre todas las administraciones en la lucha contra las agresiones y la violencia contra las mujeres.

El curso se presenta como un espacio de diálogo y reflexión sobre el feminismo y su discurso actual, el sistema patriarcal, las actitudes y comportamientos actuales en la sociedad o las diferentes formas de violencia y cómo erradicarlas. Además de ser el curso de verano más antiguo e importante de la Universidade de Santiago de Compostela (USC), es uno de los mejores valorados por los asistentes, que repiten año tras año su matrícula. Esta edición contará con 71 alumnos inscritos.

Desde ayer y hasta el viernes en el Auditorio Municipal de Lalín se presentarán varias ponencias con invitados del mundo académico como Ana de Miguel, Octavio Salazar y Carmen Ruiz Repullo u otros profesionales como Mabel Lozano, Lucas Platero o Nuria Varela.

Octavio Salazar: «Como hombres hay que renunciar a privilegios»

En su intervención de ayer, el profesor de Derecho Constitucional en la Universidad de Córdoba, Octavio Salazar, expuso las claves de la construcción de la masculinidad de nuestros días y como el «sistema heteropatriarcal» que rige nuestra sociedad afecta también al género masculino. «Una gran losa para los hombres es que tenemos que estar todo el rato demostrando que somos hombres, haciendo gala de nuestra virilidad», comentaba Salazar, «porque si no, automáticamente somos tachados de nenazas o de maricones, como asociando esos dos conceptos a algo malo». En su charla, Salazar también explicó que los sujetos que practican violencia contra las mujeres son perfiles totalmente distintos a los que practican otro tipo de violencia.

«Hay que fijarse en la cantidad de hombres que después de matar a su pareja intenta suicidarse o se entregan a la policía. Esto no ocurre con otros delitos. Tiene que ver con algo cultural, con la construcción de la masculinidad y con como concebimos los hombres las relaciones con mujeres», espetó. Por último concluyó explicando como, según él, «los hombres debemos empezar a renunciar a privilegios para que se puedan cambiar las estructuras de poder» y así construir una «democracia paritaria».

Ana de Miguel: «Quieren vender que ser prostituta es algo moderno y transgresor»

La conferencia de Ana de Miguel versó ayer en Lalín sobre patriarcado, neoliberalismo y «como es posible que una sociedad que dice querer la igualdad, esté a favor de la mercantilización del cuerpo de las mujeres». «Hay una parte de la izquierda que censura el mercado pero que, al mismo tiempo, anima a las chicas a que vivan de su cuerpo», criticó la filósofa. La exposición se refirió a como el sistema patriarcal basa su sustento en el control del cuerpo de las mujeres y como el sistema capitalista se beneficia de ello.

Y cerrando las conferencias de ayer el profesor y antropólogo social de la Universidad Complutense de Madrid, José Ignacio Pichardo, expuso sus investigaciones sobre la diversidad sexual e identidad de género en el ámbito universitario y laboral. Este profesor y activista por los derecho del colectivo LGBT+ comentaba que «nadie nace sexista u homófobo, aprendemos a serlo». Parte de sus investigaciones se han centrado en el acoso escolar en los colegios y las universidades. «El grado de abandono escolar es mucho más alto entre el colectivo LGBT+, así que muchos ni consiguen llegar la universidad. Y los que lo hacen la ven como un espacio de liberación donde comenzar una nueva vida y tejer nuevas relaciones interpersonales», explicaba Pichardo.

Puso también el acento sobre «un tema tabú en España» como es el de los suicidios, el cual «tiene una tasa mucho mas elevada entre las personas trans» y del que, según él, «deberíamos empezar a hablar más y dejar de silenciarlo, porque si no, jamás acabaremos con esta lacra».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

El curso de igualdad arrancó con alarma tras las últimas muertes