Soutelo vibró recobrando su legado

Los conjuntos y bandas que participaron en la XXXI Festa do Gaiteiro ocuparon ayer la localidad para homenajear a su gaiteiro más ilustre, Avelino Cachafeiro


a estrada/la voz.

Soutelo amaneció ayer con el sonido del instrumento protagonista de la fiesta de fondo. Desde las diez de la mañana las bandas de gaitas recorrieron las calles de la localidad anunciando la gala del folclore gallego. Una hora más tarde, los conjuntos de danza y música tradicional actuaron en la carpa montada en la Praza dos gaiteiros, que no consiguió amortiguar el calor de un sol inclemente y poco considerado con las autoridades y artistas allí reunidos.

El polifacético humorista y comunicador Xacobe Pérez repitió como presentador en esta trigésimo primera edición de la Festa do Gaiteiro, anunciada más que nunca por el ayuntamiento forcaricense. Llegado el día, el alcalde del concello, David Raposeiras, abrió el turno de discursos para dar la bienvenida a los regidores y representantes asistentes, entre los que destacó la presencia de Pilar Rojo -presidenta del Parlamento Gallego- y a Xesús Vázquez Abad -conselleiro de Educación e Ordenación Universitaria-.

Raposeiras hizo también mención a las cuatro personas distinguidas con una medalla honorífica, empezando por el pregonero Xosé Luís Barreiro Rivas, de quien destacó su labor como embajador de la tierra en la que nació. Acto seguido, el hijo predilecto de Forcarei -hace hoy 24 años- pronunció un emotivo pregón en el que tuvo en recuerdo la figura de Avelino Cachafeiro, el célebre músico de Soutelo de Montes a quien está dedicada la fiesta.

Barreiro defendió la calidad de los gaiteiros de hoy, que han llegado a superar la genialidad de los grandes maestros de antaño gracias al legado que de ellos recibieron: «Son mellores gaiteiros, e máis gaiteiros que nunca». El escritor y politólogo incidió en el perfeccionamiento de la música tradicional gracias a los conservatorios y a la presencia femenina, que «asumiu o relevo dun papel reservado aos homes contribuíndo a preservar a cultura musical e o idioma».

Junto a Barreiro, también recibieron sendas distinciones el grupo Gadisa -creador de la conocida campaña Vivamos como galegos-, la asociación gallega en Alcobendas Xuntanza, y Ramiro Cortizo O Capador de Muras , quien fue a recibir el galardón con su instrumento en mano y rompió el protocolo con tres piezas improvisadas que hicieron las delicias de la audiencia.

Por último, el empresario soutelano Xosé Manuel Otero fue nombrado primer embajador de la Festa do Gaiteiro, un cargo creado en esta edición. El presidente del grupo Puentes y Calzadas, que ha levantado más de 3.000 construcciones por todo el mundo, fue agasajado con una gaita y una pieza única conmemorativa elaborada por Barreiro, contra el que compite por el título de mejor cocinero de richada de la zona, según confesó entre bromas Otero.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos

Soutelo vibró recobrando su legado