Apostar por el talento


Todos sabemos que Lucas llegó muy cortito de preparación al inicio de la Liga y después de una pretemporada con muchos nervios. Sin embargo, siguió rodeado de una exigencia muy alta por el recuerdo que todos teníamos de hace dos temporadas. Así, entre su realidad actual y las expectativas generadas, a él le cuesta estar a tope. Es el futbolista señalado para marcar diferencias, pero con este rendimiento tan irregular del Dépor a él también le está faltando encontrar regularidad. Así, estamos viendo a un futbolista diferente al que conocíamos, no tan agresivo en la presión, quizá muy atento a dosificarse, incluso en sus movimientos en los partidos y no tan cómodo como en su anterior etapa en A Coruña. Pero a un jugador como él hay que esperarlo siempre. No se puede dejar de confiar nunca en los futbolistas de talento. Y él lo tiene. Cuando llegue su mejor momento físico, también le acompañará el anímico, se lograrán buenos resultados y marcará goles. Todos sabemos lo que Lucas puede dar. Quizá los dos últimos partidos contra el Barcelona y el Celta, en los que nadie en las filas del Deportivo ofreció su mejor versión, no fueron los más adecuados para que un jugador de remate como él brille. Sí que es preocupante que las jornadas avancen y él no destaque más, pero hay que seguir apostando por el talento.

No entro en el debate de si debe jugar solo o acompañado, simplemente considero que hay que insistir en él. Quizá donde él quiere jugar y se siente mejor es de delantero centro, pero yo en este momento tampoco lo vería mal en un esquema 4-2-3-1 por detrás de Andone para quitarle esa presión y repartir responsabilidades a la hora de marcar, aunque esta decisión solo corresponde al entrenador.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
4 votos
Comentarios

Apostar por el talento