La instructora del último expediente a Villar propone su destitución definitiva

Se trata de la gallega Cristina Pedrosa, a quien el dirigente amenaza con querellas incluso penales


Redacción / La Voz

Ángel María Villar se ha convertido en un dolor de muelas para el fútbol español. Finiquitado para la federación por la operación Soule y abandonado por sus antiguos aliados, rumia en soledad su desgracia, pero ha pasado a la ofensiva contra todos los que o bien le han traicionado, o bien considera que le pueden hacer daño.

Ahora apunta sus cañones hacia una gallega, Cristina Pedrosa Leis, miembro del Tribunal Administrativo del Deporte, a quien sin aportar prueba alguna la acusa de ser una marioneta de José Ramón Lete y de haber elaborado una propuesta de resolución que pide su destitución como presidente de la RFEF.

Y, efectivamente, Pedrosa Leis le envió una propuesta de resolución a Villar como instructora de un expediente abierto sobre su posible falta de neutralidad como miembro de la gestora en el proceso de elecciones de la federación. El expediente fue abierto a petición del secretario de Estado. En la propuesta, a la que debe presentar alegaciones, tal y como ha revelado el propio Villar en una entrevista en El Español, se decide su destitución como presidente federativo, algo que él considera no ya injusto, sino fruto de una conspiración nacida en Lete y ejecutada por Leis. Pero Villar no aporta prueba alguna, más allá de que Lete fue quien nombró a la jurista gallega. «Casualmente el TAD nombró (o se autonombró) como instructora a la señora Cristina Pedrosa Leis, quien fuera designada en dos ocasiones por el señor Lete cuando era Director General de Deportes de la Xunta de Galicia como integrante del Comité Gallego de Justicia Deportiva. También debe de ser una casualidad que, una vez que el señor Lete llegó a ser Secretario de Estado, la nombró para formar parte del TAD. Y también debe de ser un golpe caprichoso del destino que Pedrosa Leis fuera designada como instructora en el expediente disciplinario abierto por el TAD contra mí con base en el auto del juez Pedraz, que sirvió para que la Comisión Directiva del CSD acordase mi suspensión. Me consta, además, que el señor Lete y la señora Cristina Pedrosa tienen una relación de amistad, y también creo que existen relaciones entre el señor Lete y el esposo de ella. Por todos estos motivos, la señora Cristina Pedrosa tenía que haberse abstenido; al no hacerlo, me ha obligado a recusarla».

Sin aportar prueba alguna intenta deslegitimar el nombramiento de Pedrosa como miembro del TAD y como instructora. Pero a quien Villar lanza la acusación de mayor gravedad es a José Ramón Lete, de quien asegura que «actuó en manifiesto fraude de ley», cuando le suspendió durante un año como presidente de la RFEF. Igualmente, lanza otra amenaza al resto de miembros del TAD: «Quiero solicitar desde aquí a los restantes miembros del TAD que no entren en el juego del señor Lete con la señora Pedrosa Leis. Me quieren destituir del cargo por un hecho ‘tan grave’ como tener una web o un Twitter cuando era precandidato a la presidencia, cuando además seguí las instrucciones de la Comisión Electoral… Mi equipo jurídico está estudiando toda la documentación y emprenderé las acciones legales que correspondan, incluidas, en su caso, las penales».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
12 votos
Comentarios

La instructora del último expediente a Villar propone su destitución definitiva